El mundo comercial está lleno de productos que fueron un soberano fracaso. Todos los años salen a la venta artículos que pasan sin pena ni gloria. En algunas ocasiones este estrepitoso fracaso se debe a que la campaña publicitaria no era la acertada, pero en otras se trata, simplemente, de productos que no deberían haber salido nunca a la venta.

Sacar un producto nuevo al mercado no es barato. Se requieren meses y meses de estudios de mercado, búsqueda de oportunidades, publicidad, etc… Con tanta gente a cargo de un proyecto, nadie se explica cómo es posible que ciertos artículos lleguen a las estanterías de los supermercados.

Pero el consumidor no es tonto. Si bien puede coronar cualquier producto como la octava maravilla del mundo, igualmente puede hundirlo en la miseria. Hoy os traemos una selección de artículos que salieron a la venta y fracasaron estrepitosamente. Seguro que más de uno lo has visto e incluso probado e alguna ocasión. Ahora sabrás qué fue de ellos.

Bragas de un solo uso de Bic

productos comerciales que fueron un tremendo fracaso 1

Bic es conocida en el mundo entero por fabricar bolígrafos, mecheros y maquinillas de afeitar. En un afán por expandir su mercado, decidieron que sería una maravillosa idea crear una linea de ropa interior de usar y tirar. Lanzados en 2004, estos tangas y bragas no convencieron al sector femenino, por lo que fueron retirados en poco tiempo.

bragas-bic

Bic también intento suerte en el mundo de la perfumería con unos perfumes de bajo coste. Como seguro que no los habéis visto por las tiendas de vuestra ciudad, ya os podéis imaginar cuál fue el resultado del producto.

¿Spaghetti en el MCDonald’s?

productos comerciales que fueron un tremendo fracaso 2

Pedir un plato de spaghetti en un McDonald’s es casi igual de ridículo que pedir un Big Mac en un restaurante italiano. Los genios del marketing de esta empresa de comida rápida parece ser que no tenían claro ese concepto. Aun siendo un fracaso total, existen un par de locales de la franquicia en Filipinas en los que este plato se sigue vendiendo.

Adiós Frigurón

productos comerciales que fueron un tremendo fracaso 3

En el verano de 1983 la compañía heladera Frigo decidió sacar unos nuevos helados de hielo al mercado. Entre los famosos Frigodedo, Drácula o Frigopie se encontraba el Frigurón. Con una forma y un color que recordaban vagamente al de un tiburón. Su supuesto sabor a piña no fue suficiente para triunfar en el mercado. Aun así se pudo comprar durante 4 veranos consecutivos. Ya en 1988 conseguir un Frigurón en cualquier puesto de helados era una misión imposible, se habían extinguido.

Platos precocinados Colgate

productos comerciales que fueron un tremendo fracaso 4

La lógica de Colgate era aplastante “Si somos marca líder en productos de higiene bucal, la gente dará por sentado que si hacemos comidas serán sanas para su boca”. Bien, pues este pensamiento, o uno muy similar, fue el que les empujó a lanzar al mercado una serie de platos precocinados. La gente no vio tan lógica esta asociación de conceptos y decidió pasar de su comida.

Bebida energética Cocaine

productos comerciales que fueron un tremendo fracaso 5

Con solo ver el nombre ya no podemos hacer una idea de cuál fue el principal problema de este producto. Bajo el “ingenioso” eslogan de “Cocaína, la alternativa legal” las autoridades no llegaron a dejar ni que se pusiese a la venta. Una cosa es vender bebidas energéticas con más cafeína que una oficina por la mañana y otra muy distinta es incitar al consumo de drogas descaradamente.

Caramelos refrescantes en polvo

productos comerciales que fueron un tremendo fracaso 6

Y seguimos con el peliagudo tema de las drogas. No hay que dejar volar mucho la imaginación para ver algo raro en el aspecto de los caramelos refrescantes Ice Breakers. Exacto, un polvo blanco en bolsitas individuales se asemeja demasiado a las bolsitas de heroína, crack, etc… Ni que decir tiene que las asociaciones de consumidores se les echaron encima hasta que retiraron el producto del mercado.

Agua embotellada para mascotas

productos comerciales que fueron un tremendo fracaso 7

Que nuestras mascotas son nuestro punto débil es algo indudable. Intentando aprovecharse de esto, una marca decidió crear un agua embotellada especial para ellos. ¿Qué tiene de especial este agua? bueno, que se vende en apetecibles sabores como ternera o pescado; ah, y que no podrás comprarla en ningún sitio porque apenas estuvo 6 meses a la venta.

Quesitos en porciones de sabores

productos comerciales que fueron un tremendo fracaso 8

La idea de comerte un quesito en porciones con sabor a plátano o fresa es ya de por si un poco estrafalaria. Si, además, la novedad que ofreces (el sabor) no es buena… el resultado es que este producto no lo compra nadie.

Champú para pelo grasiento

Oily hair shampoo

Tener el cabello graso y casi aceitoso no es plato de buen gusto, y si el champú que usamos nos lo recuerda constantemente con un nombre que ocupa la mayor parte del recipiente, lo normal es que nadie quiera tener semejante insulto en la ducha de su cuarto de baño.

Yogures Cosmopolitan

productos comerciales que fueron un tremendo fracaso 10

Cosmopolitan es una de las revistas de tendencias más importantes del mundo. Orientada principalmente al sector femenino, quiso expandir su imperio conquistando el sector de los lácteos. Este movimiento fue percibido como un intento de aprovechar su fama entre las mujeres y ninguna quiso entrar en su juego.

Donuts sabor limón

productos comerciales que fueron un tremendo fracaso 11

Hay que reconocer que los Donuts de chocolate y los de azúcar de la marca de Panrico no tienen rival en el mundo entero. Siendo conscientes de ello, en verano de 2011 decidieron lanzar una serie de sabores a cada cual más esperpéntico. La palma se la llevan sin duda los de sabor lima y limón, que además se recomendaba comerlos recién salidos de la nevera. Por suerte ya no podréis probarlos y, creedme, es mejor así.

Refrescos Fruitopia

productos comerciales que fueron un tremendo fracaso 12

Hace ya unos cuantos años, Pepsi decidió probar suerte en esto de los refrescos sin gas creando Fruitopia. Aunque sus anuncios eran bastante psicodélicos y los nombres de los sabores intentaban evocar sensaciones más allá del simple gusto, no lograron convencer al gran público. No estaban malos, ni mucho menos, pero no lograron convencer.

Danone sabor naranja

productos comerciales que fueron un tremendo fracaso 13

En un intento por aumentar el catálogo de sabores de sus productos, Danone intentó introducir los yogures sabor naranja. Aunque otros cítricos como el limón sí tuvieron gran aceptación, la naranja pasó sin pena ni gloria.

Coca-cola con sabor a Pepsi

productos comerciales que fueron un tremendo fracaso 14

A mediados de los 80 Coca-Cola estaba sufriendo una bajada en ventas frente a Pepsi, su rival directo. En un intento por remontar, se les ocurrió lanzar al mercado su New Coke, con un sabor similar al del refresco de Pepsi. El desastre fue monumental. No solo vendieron menos, sino que además la gente se sentía casi ofendida por esta “traición” a una bebida nacional como era Coca-Cola. Rápidamente retiraron el refresco del mercado y volvieron a vender su fórmula tradicional.

Pepsi transparente

productos comerciales que fueron un tremendo fracaso 15

A mediados de los 90, nadie sabe por qué, a Pepsi le dio por experimentar y sacar un montón de variedades de su bebida. Pepsi Crystal fue una de ellas. Supuestamente tenía el mismo sabor pero era de color transparente. Finalmente, ni tenía el mismo sabor ni a nadie le interesaba que su refresco fuese transparente, verde o azul.

Realidad virtual de Nintendo antes de tiempo

productos comerciales que fueron un tremendo fracaso 16

Nintendo es una compañía visionaria en esto de los videojuegos, aunque también ha tenido sus sonoros fracasos. En 1995, la compañía de Kyoto creyó que ya era hora de que la realidad virtual entrase en los hogares de todo el mundo con este engendro llamado Virtual Boy.

La tecnología de la época no podía proporcionar una experiencia mínimamente satisfactoria. El resultado fue una consola que mostraba los juegos en varias tonalidades de rojo y causaba mareos a todo aquel que lo utilizaba más de 10 minutos.

Champú de Yogur

champu de yogur

La traducción de este producto es algo así como ” Champú toque de yogur”. Entre los pocos compradores que tuvo este producto se dieron incluso varios casos de gente que se intoxicaba al ingerirlo. A esto unimos que el hecho de lavarse el pelo con yogur no resulta muy atractivo para nadie.

Ken con pinta de proxeneta

ken con pita de chuleta

El eterno novio de Barbie ha tenido mil y una encarnaciones. Ken vestido de boda, Ken en su deportivo, Ken en bañador. Decidieron crear un Ken con una aire más moderno y macarrilla añadiéndole un pendiente y una camiseta de rejilla. El resultado es el que podéis ver en la imagen. A medio camino entre un proxeneta y alguien con un dudoso estilo a la hora de vestir. Ni que decir tiene que no lo compró nadie.

Fuente: Bien Pensado, Cooking Ideas, artículo por La Voz del Muro 

Publicado en Insólito