Los tiempos cambian y la sociedad avanza. Con los años nos hemos vuelto más respetuosos, con mayor conciencia social, y hemos comprendido que el humor o las ventas no justifican los argumentos perniciosos.

Sin embargo el termino ‘políticamente correcto’ no existía en los años 70, 80 y 90, y a menudo hacíamos la vista gorda y asumíamos como “normal” muchas cosas que hoy, nos parecen profundamente irrespetuosas.

Mirando al pasado con buenos ojos y espíritu critico, sin olvidar que era otra época, os traemos una curiosa selección de 20 cosas que antes nos parecían de lo más normales y que hoy en día serían calificadas automáticamente de ‘políticamente incorrectas’, que nadie se escandalice, mejor sonrían y siéntanse orgullosos de lo que hemos avanzado.

1. Los cigarrillos de chocolate.

cigarros-de-chocolate
A mediados de los años 80, el tabaco no sólo estaba muy extendido entre los adultos sino que estaba considerado como un signo de distinción y elegancia.

El chocolate es el mejor dulce y “jugar a ser mayor” era el juego preferido de los niños, así que los fabricantes de chucherías decidieron crear dulces imitaciones de las cajetillas de tabaco, con pequeños cilindros de chocolate en su interior y recubiertos de papel, imitando a los cigarrillos. El éxito fue tal la que la fábrica de palitos de chocolate Hershey, facturó cinco millones de antiguos dólares en solo cinco años.

Hoy se han prohibido en muchos países, entre ellos España, que desde 2005 retiró la venta de dulces, refrigerios, juguetes y otros objetos que tuvieran forma de productos del tabaco y pudiesen resultar atractivos para los menores.

2. Que nada estuviera adaptado para discapacitados.

letreros-ofensivos-7

Antiguamente ningún edificio, calle u organismo público contaba con unas instalaciones adaptadas para personas con problemas de movilidad, y lo que es peor, nadie parecía ser sensible a este problema.

Aunque aun quede mucho, mucho, mucho trabajo por hacer, la sociedad de hoy comprende la importancia que tiene la eliminación de barreras arquitectónicas y no sólo se solidariza, sino que lucha por ello.

La niña churrera.

politicamente incorrecto 1

Parece que jugar con aceite hirviendo era una buena idea, tanto que “La churrera de Bernar” se hizo muy popular en nuestro país y puso de moda desayunar churritos caseros.

Tradicionalmente el oficio de churrero ha sido masculino, sin embargo la marca orientó su producto hacia el público femenino, no por igualdad de género, sino porque la mujer asumia las tareas del hogar.

3. Jugando con fuego.

politicamente incorrecto 2

Ahora que se ha puesto de moda que los niños cocinen en televisión como grandes chefs, tal vez deberíamos seguir esta fantástica propuesta de Danone, en la que anima a nuestros hijos a jugar con ron y fuego… ¡como han cambiado las cosas!

4. Publicidad racista.

vintage-20

“¿Por qué tu mamá no te ha lavado con jabón Fairy?” reza este anuncio que quiere pecar de inocente. Puede que la publicidad siempre haya jugado con lo políticamente incorrecto, pero en muchas ocasiones ha cruzado esa delgada línea entre lo que pretende ser gracioso y lo que resulta insultante.

5. Una cerveza en familia.

politicamente incorrecto 5

politicamente incorrecto 4

politicamente incorrecto 3

Seguro que te sorprende ver que una marca de cerveza que se publicita como “para toda la familia” y no es para menos, no sólo los niños aparecen bebiendo en sus anuncios sino que incluso la presentan como la bebida del buen conductor.

6. Prevenir la Subnormalidad.

politicamente incorrecto 6

Puede que las intenciones fueran nobles, pero definitivamente el término subnormalidad nos suena hoy completamente ofensivo.

7. La mujer florero.

Vintage_6

No es que todo el peso de los trabajos domésticos recayeran sobre los hombros de la mujer, sino que además debías lucir bella, elegante y callada. Una esclava al servicio de tu hombre.

Vintage_13

Captura de pantalla 2015-01-22 a las 23.30.35

Algunos anuncios representaban a la mujer literalmente a los pies de los hombres y les incitaban a enseñarles a la mujer, que el mundo, era un mundo de hombres. Muy fuerte.

8. Chistes de gangosos y mariquitas.

politicamente incorrecto 7

Entramos en el terreno peligroso del humor y las sensibilidades. Personalmente soy de la opinión que en el humor hay que saber reírse de uno mismo y nuestra condición, pero entiendo que es duro cuando se ríen otros y en ocasiones con clara intención de ofender.

Hoy los chistes de Arevalo no podrían considerarse políticamente correctos, y muchos no pasarían el filtro para ser emitidos en TV, pues con el tiempo hemos moderado el lenguaje y hemos restringido estos chistes a círculos de confianza.

9. Mi marido me pega.

Mi-marido-me-pega-Martes-y-Trece-620x350

Siguiendo en la linea del humor, ¿Recuerdan el gag de Martes y Trece de “mi marido me pega”? Entonces, España se partía de risa, pero hoy habría provocado la dimisión del director de TVE, y la cancelación del contrato del dúo humorístico.

martes-y-trece-1

Años más tarde, Millán pidió públicamente perdón por aquel número en libro de memorias ‘En mis trece’ y en la que decía lo siguiente:

“Hice de mujer maltratada, parodia que nunca debí hacer. Aduzco en mi defensa que en aquellos tiempos no existía la pavorosa información de la que hoy día disponemos. En ningún momento quise reírme de semejante tragedia. Si alguien pensó que lo hice con malicia es que no me conoce. Nada más lejos de mi intención. De haber sido hoy, que contamos con tantos y tan desgraciados ejemplos, no se me habría pasado por la cabeza ni de lejos”.

10. Kina San Clemente, da unas ganas de comerrr…

politicamente incorrecto 8

Servido a cualquier hora del día, la Kina era consumida por padres, madres, hijos y amigos. Puede que tuviera 13º de alcohol, pero aun así, la Kina San Clemente se hizo muy popular como remedio infantil contra la falta de apetito, y nos parecía de lo más normal.

11. Medicos fumando.

old gra_bDoctor2_0

Resulta paradójico que ahora los médicos recomienden a sus pacientes dejar de fumar, cuando hace unas décadas eran ellos mismos los que recomendaban engancharte al vicio.

12. Malos humos en la tele.

politicamente incorrecto 9

Hace poco comentaba con unos amigos que hace unos años se fumaba en todas partes, y no me refiero a la prohibición de fumar en bares y restaurantes, cuando digo en todas partes me refiero a todas: hospitales, institutos, metro, salas de cine, tiendas, y sobretodo en la televisión. Recuerden a personajes como Eugenio, Enrique San Francisco, las entrevistas a Santiago Carrillo o los puros de Chicho Ibáñez Serrador.

13. ‘Ci’ de cigarro, ‘Co’ de copazo de coñac.

politicamente incorrecto 11

Y es que el tabaco y el alcohol estaban muy aceptados socialmente, por eso no es de extrañar que nos educaran con cartillas de caligrafía con dibujos de cigarros y copas de coñac, junto a frases celebres para la vida moderna como: “había bebido vino” o “la rubia va arriba”.

politicamente incorrecto 12

14. Chicos contra chicas.

Captura de pantalla 2015-01-23 a las 0.45.45

“Muñecas para niñas y camiones para niños” esa era la regla de oro y no podía romperse. Cuidado con jugar con tus primas a las cocinitas, o podíamos crear un asunto de estado en casa. Las niñas debían de aprender desde pequeñitas cuáles serían sus funciones y los niños hacerse fuertes para las tareas clave como, disparar blasters espaciales, ser piloto kamikaze de combate, construir edificios o jugar con muñecos masculinos semidesnudos como He-man. Así de simples éramos.

catalogotopboy-1

Afortunadamente hoy, los niños no eligen sus juguetes por sexo sino por sus gustos personales. Los padres han superado los estereotipos y podemos ver a niños empujando carritos de bebé y a niñas haciendo reparaciones con maletines de herramientas.

15.El Show de Benny Hill.

politicamente incorrecto 10

Familias completas se reunían en torno al televisor para ver como Benny Hill se pasaba el día corriendo detrás de jovencitas ligeras de ropa en plan pulpo, y aunque todos sabíamos perfectamente cuáles eran sus intenciones, nadie parecía escandalizarse mucho. Lo más políticamente incorrecto de la TV de los 90.

16. El nacimiento del género gore y la muerte prematura de los personajes de color.

Carrie-comparacion1

Junto con el destape, nació un subgénero de terror mucho más sangriento y políticamente incorrecto llamado “gore” donde la sangre era la protagonista. Películas como “Holocausto canibal”, “Re-Animator” o la increíble “Braindead: Tu madre se ha comido a mi perro” conmocionaron a padres de familia de todo el mundo e incluso llegaron a ser censuradas en algunos países. Hoy la sociedad esta tan insensibilizada a la violencia, que estas películas no causan sorpresa.

Shorty

Sin embargo, del mismo modo que la sangre escandalizaba y ahora no. La muerte de los personajes de color en los primeros minutos de las películas de terror nos parecía de lo más normal y previsible, hoy el personaje de color parece tener las mismas posibilidades de supervivencia que el resto del equipo, a excepción de la “rubia tonta”.

17. ¿Cuantas personas cabían en un coche?

F201312041616491756621326

No sé como mi generación ha sobrevivido a los viajes por carretera, en serio, viajábamos sin sillitas ni cinturones de seguridad, los niños dormían en los maleteros o en los asientos traseros para no molestar a los adultos, y en un coche cabian tantas personas como fueran capaces de sentarse encima de la abuela.

18. Había que darlo todo en la carretera.

politicamente incorrecto 13
La calidad no era sinónimo de seguridad, sino de potencia, antes podíamos cargar nuestro Seat850 hasta los topes, ponerlo a 140km/h y quemar rueda. Los anuncios políticamente incorrectos no incitaban a la prudencia, y nada tenia que ver con las actuales normas de circulación donde se promueven comportamientos responsables y el sentido común.

19. Armas para todos.

armas

De acuerdo, no es muy europeo, pero no me digas que no os quedáis con la boca abierta: “De 7 a 17 años… Daisy creará una navidad para el recuerdo”, si señor, regale armas para todos y líese a tiros con sus vecinos, muy americano todo.

20. Letreros politicamente incorrectos.

letreros-ofensivos-1

letreros-ofensivos-5

letreros-ofensivos-12

Y para terminar, los letreros ofensivos y políticamente incorrectos. Cuando ninguna advertencia funciona, un poco de mala baba puede conseguir que reduzcas la velocidad o te pongas a dieta. Algunos son capaces de llamarte feo y gordo y conseguir que te apuntes al gimnasio, publicidad agresiva que la llaman.

Fuentes: Sopitas.com, Yofuiaegb.com y la guioteca.com

Publicado en Miscelánea