Estamos de acuerdo en que el día de tu boda tiene que ser uno de los días más bonitos y especiales de tu vida, pero también sabemos que puede convertirse en uno de los gastos más importantes a los que tendrás que enfrentarte.

Contraer una gran deuda a cambio de un día de risas y emociones, no merece la pena, ya que de forma sencilla podemos crear un evento único e inolvidable sin acabar con nuestro presupuesto.

No te pierdas estos 26 increíbles consejos y trucos para ahorrar mucho dinero en la planificación de una boda.

1. Planifica con antelación.

ahorrar en la boda 2
Cuanto antes planifiques las cosas, más opciones, variedad y ofertas encontrarás. Hacer las cosas tarde, cuesta dinero; por ejemplo, reservar el banquete con dos meses de anticipación, puede encarecer el precio muchísimo.

2. No elijas temporada alta.

ahorrar en la boda 3
La mayoría de las bodas se celebran entre los meses de Mayo y Septiembre, además de en días señalados como San Valentín o Navidad. Si eres flexible con la fecha de la boda, puedes ahorrar mucho dinero sin renunciar a tener una boda con Sol o una temperatura agradable.

3. Reduce la lista de invitados.

ahorrar en la boda 4
Puede que desees que tu boda sea el evento del año y que tenga cientos de invitados, pero un grupo pequeño significa un precio más asequible. Plantéate si necesitas invitar a tu primo tercero, a aquel compañero del instituto que hace años que no ves. Habla con tu pareja y establece algunas reglas rígidas para acordar a quien invitar, por ejemplo: “¿Has hablado con él o ella en el último año? ¿Existen lazos familiares?”

4. Ser organizados es importante.

ahorrar en la boda 5
Tener un sistema de clasificación de facturas, presupuestos y otro detalles, así como una agenda con los eventos y citas, es garantía para una buena planificación. Tener acceso a la información te permitirá comparar ofertas y elegir la que más convenga a tu presupuesto.

5. Utiliza una única tarjeta de crédito para todo.

ahorrar en la boda 6
Utilizar un sólo metodo de pago te permitirá cuantificar el gasto correctamente y observar todas las compras relacionadas con la boda. Puedes incluso elegir una tarjeta con ventajas o recompensas en forma de regalos o puntos de viaje en función de la cantidad pagada, de esta forma podrás aprovecharlos en el viaje de novios.

6. Diseña tus propias invitaciones.

ahorrar en la boda 7
Hoy en día existen un montón de programas de edición fotográfica y diseño en linea, son muy sencillos y con un poco de tiempo y paciencia podrás diseñar tu propia invitación de boda con acabado profesional. Una forma sencilla de ahorrar.

7. Compra todos los materiales a la vez.

ahorrar en la boda 8
Si estás pensando en imprimir también las invitaciones, aprovecha para encargar no sólo el papel y los sobres para este cometido, sino todos los materiales que necesites para tu boda. Comprar los sobres, notas de agradecimiento, tarjetas para el nombre, cintas, cordeles y todo lo que puedas necesitar a la vez, puede hacerte obtener un precio mejor o un descuento por volumen.

8. Compra flores grandes.

ahorrar en la boda 9
Parece una obviedad, pero muchas personas terminan eligiendo las flores más pequeñas y baratas. Esto es un error, ya que aunque posean un precio más contenido necesitarás muchas más unidades para conseguir el efecto deseado. Las flores grandes ocupan más y ahorran dinero a pesar de ser más caras.

9. Crea tus propios centros de flores.

ahorrar en la boda 10
Si el tiempo te lo permite, podéis crear los centros de flores vosotros mismos y ahorraros el florista. Sólo tendrás que hacer el encargo a la floristería para recogerlas el día anterior y realizar los arreglos a tiempo para el banquete.

10. ¿Comprar o alquilar?

ahorrar en la boda 11
Estudia cada elemento que vayas a necesitar en tu boda, para decidir si es mejor comprarlo o alquilarlo. Existen elementos como manteles, adornos y otros cuyo coste de alquiler o compra es muy similar, con la ventaja de que si los compras podrás revenderlos después de la boda recuperando parte de tu inversión.

11. Aprende a prescindir de lo innecesario.

ahorrar en la boda 12
El hecho de que una amiga tuviera un equipo completo de estilistas o que una novia de un programa de la televisión tuviera varios vestidos para el día de su boda, no significa que nada de eso sea imprescindible para ti. Evalúa que cosas son importantes y ahorra gastos innecesarios.

12. Elige bien la hora de tu boda.

ahorrar en la boda 13
Si cambiar la temporada de tu boda podía hacerte ahorrar dinero, elegir la hora del evento también. En función de tus invitados, una boda diurna o nocturna puede cambiar el total de la factura del banquete.

13. A veces lo barato sale caro.

ahorrar en la boda 14
En nuestro afán de ahorrar en ocasiones cometemos el error de elegir el presupuesto más económico, pero también el menos completo, lo que puede hacer que tengamos muchos costes extra que pagar. Un presupuesto justo, cerrado y completo, aunque más caro a priori, puede suponer un ahorro global.

14. Anticipa los imprevistos y costes extra.

ahorrar en la boda 15
Siguiendo con los gatos extra, toda boda tiene algún gasto imprevisto o coste oculto que no supimos apreciar. Por eso es importante asegurarse de remarcar que servicios incluye el precio final y cuales supondrán un extra. No te olvides revisar si los impuestos de IVA están incluidos en el precio final o no, pues puede ser una ingrata sorpresa.

15. Negocia.

ahorrar en la boda 16
Los precios de boda nunca son fijos para todos los novios, dependen de su capacidad para negociar. Pregunta siempre si existen descuentos o precios más económicos según la temporada, el número de invitados… No tengas vergüenza, lo peor que puede pasar es que te digan que no. En cambio si consigues manejar la situación, puede que consigas una buena rebaja o más servicios por el mismo precio. Y recuerda, cuanto más tiempo falte para tu boda, mayores probabilidades tienes de obtener descuentos.

16. Hazlo tú mismo.

ahorrar en la boda 17
Si vives en la misma ciudad que tus invitados, entrega tú mismo las invitaciones y ahorra los gastos de envío. Recoge también las flores, adornos, manteles y todo lo necesario. No tengas miedo de pedir ayuda a tus familiares y amigos. Incluso puedes celebrar alguna fiesta meses antes de la boda, para fabricar juntos los adornos para la boda.

17. Elige bien los regalos.

ahorrar en la boda 18
Ser agradecido con tus invitados es esencial, pero gastar cientos de euros en baratijas que nunca van a utilizar es poco práctico y absurdo. En su lugar, puedes solicitar productos caseros y etiquetas personalizadas con el nombre y fecha del enlace, de esta forma no solo volverán a casa con un recuerdo sino con algo útil o una delicatesen que disfrutar a tu salud.

18. Reciclar el vestido de boda es una buena idea.

ahorrar en la boda 19
Si buscas un vestido único y barato, puede que reciclar el vestido de tu madre o de tu abuela sea la opción más tierna y especial. Gracias una correcta planificación, tienes tiempo más que de sobra para cambiar de opinión si el resultado no te satisface, así que puedes buscar una modista que rehaga el vestido de tu abuela y lo adapte a las lineas modernas.

19. Tarjetas con el nombre.

ahorrar en la boda 20
Aprovechando el pedido de papelería, fabrica tú mismo las tarjetas necesaria para indicar a los invitados donde deben sentarse. Existen ideas muy originales y baratas de hacer esto, sin gastar mucho tiempo ni dinero.

20. Sé tu propio DJ.

ahorrar en la boda 21
Nadie conoce mejor la música que quieres en tu boda, que tú mismo. Y no hay nada que arruine más una boda que un pésimo DJ, así que por qué no aceptas el reto de ser tu propio pincha discos.

Descarga toda la música que desees, compón las listas musicales según cada momento y pide la colaboración de un amigo para que haga las veces de maestro de ceremonias, dando paso a los discursos, los cambios musicales, los videos… Es probable que tengas que alquilar una mesa de mezclas y un equipo, pero este gasto será más económico que contratar además de ello, al DJ.

21. Elige estudiantes en lugar de músicos con un caché demasiado alto

ahorrar en la boda 22
Si prefieres tener música en directo, ¿por qué no eliges estudiantes de último curso? Son grandes profesionales, tienen el mismo rendimiento con un precio inferior y además, están dispuestos a aceptar retos, saltarse convencionalismos y demostrar su valía. Ser más caro no significa ser más bueno y también merecen una oportunidad. Siempre podrás escuchar una audición previa para quedarte tranquilo.

22. Calcula bien la cantidad de alimentos.

ahorrar en la boda 23

La comida es una parte fundamental en una boda, y de hecho puede suponer más de la mitad del presupuesto. Por eso, es muy importante calcular bien la cantidad de comida por persona, y decidir bien que tipo de comida va bien para la época del año, la hora del banquete y que tiempos de cocción se necesitan.

Elegir los ingredientes más caros no es sinónimo de calidad, si los canapés están hechos desde hace horas, puede que no estén tiernos cuando vayan a ser degustados. Es importante saber cómo de rápido pueden cocinarse, y cuánto tiempo es necesario para que dejen de resultar apetecibles. También es importante que los invitados no pasen hambre, pero nunca resulta económico que sobre comida.

23. Dí adiós a la tarta nupcial.

ahorrar en la boda 24
Es cierto que esas tartas son bellas e imponentes, pero generalmente cuestan más de lo que realmente valen. Tener una pequeña tarta para realizar el corte simbólico y después una buena barra de postres individuales, puede aumentar la calidad y ahorrar costos.

24. Haz que todo el mundo sea tu fotógrafo.

ahorrar en la boda 25
Elige un fotógrafo profesional para el enlace y los momentos emblemáticos, pero en el banquete y durante la fiesta posterior, puede ahorrártelo. Sitúa cámaras desechables en cada mesa, o pide a los invitados que utilicen la cámara de su smartphones y compartan sus fotos en un álbum online.

25. No repartas programas de boda y menú.

ahorrar en la boda 26
La mayoría de la gente no va a guardar de recuerdo el programa de tu boda, y todo ese papel acabará en la basura. No incurras en gasto y ayuda al medio ambiente, expón el programa de la boda en una pizarra o en una pantalla donde todo el mundo pueda verlo.

26. Limita la barra libre.

ahorrar en la boda 27Una barra libre es un lujo que puede suponer mucho dinero. Limitar el número de marcas por bebida a un par de buenas opciones, además de cerveza y vino, puede ser una solución para que no se dispare el presupuesto. Si estás dispuesto a ofrecer coctelería, recuerda que deberás contratar más camareros, por lo que es mejor ofrecer cócteles que puedan prepararse en grandes cantidades.

Fuente: Diply.com

Publicado en Familia