Hace unas semanas hablábamos de cómo abrir una lata sin tener un abrelatas, un truco de supervivencia que nunca sabremos cuando podremos necesitar, si cuando caiga el próximo meteorito o durante un apocalípsis zombie.

Pero igual de importante que comer, es tener fuego para resguardarse o cocinar, y mucho más aun, mantenerlo. Hacer una vela puede no ser sencillo si no tenemos los materiales necesarios para construirla, y lo más probable es que la cera no abunde a tu alrededor. En el siguiente vídeo muestran cuatro posibles maneras de hacer una vela de emergencia con cosas que podemos tener por casa, como por ejemplo: una naranja, aceite de oliva, un bote de cacao, la corteza del queso de bola y la que mas nos ha gustado: una lata de atún.

Si quieres conocer uno de esos trucos que nunca está de más saber, échale un vistazo al siguiente vídeo.

Original: HackingLife

Publicado en Miscelánea