Cuando la naturaleza hace su llamada, nadie puede negarse a responder. Me refiero, por supuesto, a esa actividad de “eliminación de residuos” que todos llevamos a cabo en el W.C, varias veces al día.

Y es que el modus operandi a seguir en este caso es prácticamente el mismo en cualquier parte del planeta. Miccionamos en el retrete correspondiente y acto seguido tiramos de la cadena. Parece que no hay posibilidad para el equívoco en estas 2 acciones, pero según Rebecca Endicott, redactora de Littlethings, lo estábamos haciendo mal.

A continuación os mostramos una serie de razones que os convencerán de que cuando hacemos pis, no es buena idea tirar siempre de la cadena. Por supuesto todas estas razones no se aplican a cuando hagamos aguas mayores.

Se propagan menos gérmenes

Cuando accionamos la cisterna el agua remueve lo que hay dentro de la taza y puede expandir los gérmenes por toda la habitación. Esta es la conclusión a la que han llegado en la revista Womens Health y no les falta razón. Para evitar que nuestro cuarto de baño se convierta en un parque de atracciones insano deberemos minimizar las veces que tiramos de la cadena, y hacerlo siempre con la tapa del W.C cerrada.

Ahorro de agua con los beneficios que esto supone

Cada vez que tiramos de la cadena se gastan entre 3 y 10 litros de agua, dependiendo del tipo de cisterna que tengamos. Si cada vez que vamos a hacer pis desperdiciamos 10 litros de agua potable y lo hacemos una media de 8 veces al día, esto hace un total de 80 litros diarios desperdiciados. En una familia de 4 personas el gasto puede ser considerable tanto a nivel económico, como medioambiental.

La orina es (casi) estéril

Hay una creencia popular que dice que la orina es estéril. Si bien esto es falso, lo cierto es que el número de bacterias y microorganismo que contiene es infinitamente menor que el de la saliva. Esto quiere decir que sigue habiendo bacterias, pero que su concentración es tan baja que no pasa nada porque lo dejemos unas horas en el W.C.

Dificulta el volver a dormir

Si tenemos el sueño ligero, es probable que nos levantemos alguna vez, en medio de la noche, para visitar el baño. Al tirar de la cadena el ruido no solo conseguirá despertarnos aún más, si no que también podremos despertar al resto de la casa. Si no hacemos ruido, no perturbaremos el descanso de los demás.

Cambia la presión del agua

¿Alguna vez estabais en la ducha cuando tiraron de la cadena? En el mejor de los casos tan solo notaréis que baja un poco la fuerza del chorro, pero en el peor, acabaréis con una ducha de agua fría. Esto también puede afectar a la lavadora o al lavavajillas. Para un correcto funcionamiento, tal vez sea mejor esperar el momento oportuno para descargar la cisterna.

Publicado en Salud
Fuentes consultadas:
http://www.hefty.co/mellow-yellow/
http://www.littlethings.com/reasons-not-to-flush/?utm_source=LTdiy&utm_medium=Facebook&utm_campaign=health