Un regalo para los ojos es lo que National Geographic y sus colaboradores nos ofrecen año tras año. Imágenes preciosas, sorprendentes e insólitas llegadas desde todos los rincones de nuestro planeta.

Aunque la temática es muy variada, National Geographic acaba de elegir ocho fotografías excepcionalmente raras que, nada más verlas, son difíciles de olvidar. 

Un elefante nadando, un árbol majestuoso con muletas o un pequeño hipopótamo pigmeo son algunas de las rarezas que os ofrecemos a continuación. No te las pierdas.

Sopla el viento

JOHN BURCHAM

JOHN BURCHAM

Una planta rodadora vuela por el aire de las salinas de Bonneville, Utah. Aunque creemos que las rodadoras son típicas de cualquier película americana que se precie, lo cierto es que esta planta no es natural del continente americano sino que se originó en Eurasia.

Iluminando el cielo

NANUT BOVORN

NANUT BOVORN

Como parte del festival de Loy Karting, celebrado al final de la temporada de lluvias, miles de tailandeses liberan sus linternas al aire.

Chimenea de vapor

GEORGE STEINMETZ

GEORGE STEINMETZ

Fruto de la lucha entre el gas caliente proveniente de Monte Erebus y el hielo del exterior ha nacido esta colosal chimenea de hielo. Puede parecer pequeña, pero fíjate en su tamaño respecto al hombre de la fotografía.

Natación con elefante

CESARE NALDI

CESARE NALDI

Rajan, un elefante asiático, levanta a su cuidador en el océano frente a las islas de Andaman. Rajan era un elefante trabajador, utilizado para mover troncos y pesadas cargas. Ahora está jubilado y disfruta de un retiro en la playa.

Un paseo por las nubes

fotos national 5
A unos 1.200 metros de altura sobre las escarpadas rocas del Gran Cañon se sostiene en el aire este fantástico mirador con suelo transparente. Una vista increíble no apta para cardiacos.

Bebés grandes y adultos pequeños

CYRIL RUOSO

CYRIL RUOSO

Los hipopótamos pigmeos son 10 veces más pequeño que los normales. Aún así, alcanzan un peso que oscila entre 160 y 280 kilogramos.

Solo tiene 145 años y aún se conserva hermoso

PEDRO LOURENCO

PEDRO LOURENCO

Esta maravilla es el árbol de glicinas más viejo de Japón. Sus ramas repletas de flores caen con inconmensurable belleza tiñendo el ambiente de tonos violetas.

El árbol fue plantado en 1870 y está situado en el Parque Ashikaga Tochigi. Debido a su avanzada edad, el árbol necesita ayuda de una estructura que le permite descansar las ramas sin peligro de romperse.

En el momento justo

JOEL SARTORE

JOEL SARTORE

Un empleado desempolva la figura de una cabra mientras limpia la escena sobre animales de montaña del Museo de Historia Natural de Sidney.

via Rd.com

 

Publicado en Cultura y ocio