buen padre

Ser un buen padre es un camino que está lleno de sorpresas y momentos inesperados. Por mucho que hayas leído libros, que te hayan aconsejado tus amigos o que hayas visto programas en la televisión sobre el tema, este “oficio” es algo que se va aprendiendo sobre la marcha.

Hay quienes nacen con una habilidad innata para desempeñar este papel. Es como si llevasen en su ADN la información para ser un padre modélico. Otros van desarrollando sus habilidades paternales poco a poco y con esfuerzo.

Sea de la forma que sea, la experiencia de tener un hijo es tan gratificante que todos los sacrificios se nos hacen pocos cuando nuestros pequeños nos dedican la mejor de sus sonrisas.

Pero, recordad, los únicos padres perfectos son los que no lo son. Aún así, los momentos divertidos que compartamos con nuestros hijo cantando canciones inventadas, o jugando a juegos que solo nosotros entendemos, son algo realmente tierno y que deja una huella imborrable en ambos.

padres y bebes

Y mucho más imborrable son hoy en día, porque casi cualquier aparato electrónico actual tiene una cámara para inmortalizar estos momentos.

Hoy os traemos un vídeo recopilatorio de padres que están haciendo realmente bien con sus hijos. Solo hay que ver las caras de felicidad y las risas de los pequeños (y de la pareja detrás de las cámaras) para darse cuenta de ello.

Personalmente me ha hecho mucha gracia el primero de todos. ¿Quieres saber por qué? No dejes de ver el siguiente vídeo.

Fuente: Wimp, Artículo traducido y adaptado por La voz del muro

Publicado en Familia