Algunos animales salvajes parecen desconfiar del hombre por naturaleza, como por ejemplo el ciervo. Algo que no es de extrañar, cuando aún se les sigue dando caza para exhibirlos como trofeos, o cuando sus bosques continúan siendo arrasados por la acción del hombre.

Sin embargo, hoy nos hemos topado con una curiosa, a la vez que entrañable, escena que pone de manifiesto que esto no siempre es así.

Las imágenes muestran cómo una mujer sale de su casa para encontrarse con una visita, que muchos calificarían de sorprendente e inesperada. Cuando abre la puerta, vemos que hay una manada de ciervos esperando para recibirla.

Al parecer es una escena que se repite todos los años sobre la misma fecha, por lo que ya se ha convertido en una especie de ritual para esta familia.

Los ciervos acuden a la casa para conseguir algo de comida fácil, demostrando que tienen superados todos sus miedos a los seres humanos, en gran parte gracias al cariño que la mujer les profesa. ¡No te pierdas esta insólita y conmovedora escena!

Vía: VenaticFanatics

Publicado en Animales