Aprender a tocar debidamente un instrumento requiere ciertos conocimientos musicales y, sobre todo, practicar mucho para ir ganando rapidez, soltura y experiencia. La batería no es la excepción, un instrumento indispensable para la mayoría de géneros musicales como el rock, jazz o blues.

Manejar las baquetas como lo hacía el mismísimo John Bonham es prácticamente imposible, a no ser que fuéramos él mismo. Sin embargo, si se posee un buen sentido del ritmo, coordinación y mucha práctica, no debería ser algo raro.

Es cierto que la música no tiene edad y que hay gente que nace con ese talento, pero no hemos podido evitar sorprendernos al ver cómo fluye el rock por las venas de esta señora. Su destreza con la batería merece nuestro aplauso y profunda admiración…

Fuente: tenseventy

Publicado en Cultura y ocio