Todos aquellos que habéis tenido la suerte de compartir vuestra vida con un perro, sabéis lo mucho que cuesta decirles “adiós”. El vacío que dejan es tal, que no consigo encontrar un símil tan doloroso y equiparable a las circunstancias. 

Pues imaginaros que vuestro perro, además de ser vuestro compañero de vida en vuestro día a día, también es vuestro compañero de trabajo. Que formáis el tándem perfecto desde hace años y que no os separáis nunca. 

Ese es, precisamente, el dolor que debió sentir el agente de policía de Middletown, Connecticut (EE.UU.), Michael D’Aresta cuando perdió a su perro y fiel compañero en la policía, Hunter, un precioso pastor alemán con una inteligencia y una forma física extraordinaria.

Por desgracia, hace unas semanas Hunter cayó enfermo. Al parecer, el veterinario no podía hacer nada por él, ya que padecía un cáncer terminal de hígado bastante avanzado. 

Así pues, el médico recomendó que lo único que podía hacer por él era, tristemente, administrarle la eutanasia. Quizás fue la decisión más difícil a la que ha tenido que enfrentarse el agente de policía, pero no podía hacer otra cosa.

Tras sucederse lo peor, el cuerpo de Policía de Middletown publicaba la siguiente comunicado a través de Facebook: 

Por desgracia, el Oficial Michael D’Aresta ha tenido que tomar la decisión más difícil de cualquier adiestrador K9, esta misma tarde en Pieper Olson, Middeltown, a las 18:30 horas. 
K9 Hunter llevaba enfermo varios días y las pruebas revelaron que tenía una forma muy agresiva de cáncer de hígado. Desafortunadamente, recomendaron la eutanasia. El Oficial D’Aresta y Hunter han sido un equipo excepcional que ha servido a la ciudad de Middletown con un alto nivel desde 2007. 
Así que os podéis imaginar, esto es extremadamente difícil para Mike y su familia“.

La publicación venía acompañada de una serie de fotos que se han convertido en virales por todo el mundo: el oficial llevando en brazos a su compañero, durante su última visita al veterinario. 

Otros agentes de policía y compañeros acudieron también a despedir a Hunter y a ofrecerles todos sus respetos por sus 10 años de increíble servicio. 

La sensibilidad mostrada por el cuerpo de policía ha sido alabada por miles de internautas, y es que, para un policía, un perro policía es un agente más.

Un precioso gesto a modo de homenaje que, sin duda, nos ha emocionado y roto el corazón a partes iguales. Descansa en paz Hunter.

Publicado en Animales
Fuentes consultadas:
https://www.facebook.com/permalink.php?story_fbid=1452057191553999&id=529669817126079