Morgan Spurlock fue el director y guionista de una famosa película tan polémica de la que fue difícil que no escucharas nada en 2004. Con el título “Super Size Me” -engórdame- estuvo alimentándose durante varias semanas exclusivamente del menú del famoso restaurante de comida rápida. A lo largo de la película el médico que le supervisa le dice que debe parar porque su hígado “se está transformando en paté”.

Uno de los experimentos que Spurlock puso en práctica fue el comprobar de qué manera se descomponían los alimentos de McDonalds en comparación con los normales que puedes encontrar en una hamburguesería local.

No decimos que los conservantes sean nocivos, ni que se utilicen químicos tóxicos, etc. porque realmente es un dato que desconocemos, pero que cada uno saque sus propias conclusiones y si tiene dudas sobre su veracidad, siempre pueden realizar el experimento en casa y compartir con nosotros los resultados.

Original: Morgan Spurlok

Publicado en Ciencia