Hoy os contaremos una notica que está sobrecogiendo al mundo y a la opinión pública, y no es de extrañar pues una cámara oculta ha grabado a Deborah Nucatola, una doctora de alto rango de una organización de planificación familiar en EEUU, describiendo cómo sus clínicas comercializan con órganos de bebés y fetos abortados, una práctica conocida como aborto de nacimiento parcial.

Con una frialdad estremecedora mientras almuerza, la doctora narra a dos posibles clientes, que realmente son actores encubiertos, cómo los abortos pueden realizarse de forma que las partes y los órganos de los fetos puedan ser aprovechadas y se mantengan en buen estado para su venta.

El vídeo es la prueba definitiva de una investigación de más de 3 años del Center for Medical Progress -Centro para el Progreso Médico- hacia este tipo de prácticas completamente ilegales, con penas de cárcel de hasta 10 años y multas por valor de más de medio millón de dólares.

Planned Parenthood, donde nuestra ‘Doctora Frankestein’ es directora de Servicios Médicos, se ha defendido del vídeo y las acusaciones realizadas por el Centro para el Progreso Médico, alegando que quienes realizaron la grabación están tergiversando la participación de la organización en un programa de donación médica.

A continuación os dejamos el vídeo para que juzguéis por vosotros mismos y le deis la máxima difusión posible para denunciar socialmente este tipo de prácticas tan alejadas del sentido común.

Original: The Center for Medical Progress

Publicado en Miscelánea