Los adornos navideños empiezan a inundar las casas de medio mundo. Muñequitos de Santa Claus, árboles de Navidad o luces de colores son los clásicos en esta fechas.

No menos típicas son las guirnaldas navideñas o coronas; las hay de todas clases, tipos y colores. Hoy os hemos traído un tutorial de “hazlo tú mismo” para que podáis fabricaros vuestra propia corona de Navidad totalmente personalizada y única.

Para empezar, necesitaremos una percha de alambre y unas cuantas bolas de navidad, podemos utilizar otro tipo de adornos, no solo bolas, eso ya entra en el gusto de cada uno

Desmontamos la percha como se ve en la imagen

Y le damos una forma redondeada

Vamos introduciendo las bolas de navidad por uno de los extremos

Podemos poner un poco de cinta adhesiva en la primera bola que metamos para evitar que se salgan por el otro extremo

Iremos alternando los colores como nos parezca mejor

Cuando ya no quepan más bolas, cerraremos la percha

Para que queda más bonita podemos añadir una tira de espumillón

Con un trozo de cinta le haremos un lacito en la parte de arriba

El trozo de alambre que sobresale podemos cortarlo o dejarlo como enganche

Si decidimos cortarlo, le haremos nuestro propio enganche con un trozo de cinta

Así de bonita quedará nuestra corona de Navidad

También podemos experimentar con otros colores

O convertir la corona en un centro de mesa

En este vídeo podréis ver en movimiento como es todo el proceso

Fuente: Dave Hax, artículo por La Voz del Muro

Publicado en Hogar