HAIR FEST fue el primer festival de heavy metal en el que la entrada a los conciertos se canjeaba con tu propio pelo.

Celebrado el pasado mes de abril, en México, esta curiosa iniciativa tiene por objetivo el apoyo a la organización de La Casa de la Amistad para niños con Cáncer, donde el pelo recogido en el festival fue donado y utilizado para la realización de pelucas.

Los únicos requisitos que pedían para poder pagar la entrada con pelo eran: que la melena midiera mínimo 25cm en el momento del corte y que el pelo no estuviera teñido. En la entrada del festival se colocaron unos módulos especiales donde los peluqueros cortaron los mechones de pelo a cambio de la entrada correspondiente.

¡Lástima no haber conocido esta iniciativa en su momento para haberle dado mayor cobertura! Pero aun así confiamos que sirva de inspiración para otros que quieran replicar la idea.

Para saber más sobre esta bonita iniciativa puedes visitar su página web.

Publicado en Miscelánea