Estoy convencido de que alguna vez, cuando habéis ido buscando un mueble en particular, no habéis conseguido encontrar algo que se ajustase a vuestras expectativas. Y es que a veces, aunque nosotros creamos que no estamos pidiendo demasiado, es del todo imposible dar con ello.

Por eso, si os gusta el bricolaje y tenéis unas nociones básicas, una de las opciones podría ser que fabricaseis vuestros propios muebles. De hecho, no sé si recordaréis el fantástico comedor que os enseñamos a crear hace unos meses, el cual resultó ser todo un éxito. Tanto que un amigo decidió hacerlo en su sótano y ha quedado genial.

Hoy os enseñaremos cómo, a partir de dos o tres estanterías KALLAX de Ikea, podréis construir una mesa de trabajo enorme, con el suficiente espacio para acoger a dos personas sobradamente.

Veamos cómo fabricarla y enseguida os daréis cuenta de lo fácil que es:

Lo primero que hicieron fue comprar las estanterías que os mencionaba arriba, de 3×3 huecos. Después, midieron la distancia que querían que tuviese la mesa y colocaron ambas estanterías en paralelo, uniéndolas con unos listones cortados a medida y un par de travesaños para soportar mejor el peso

escritorio_1

También podéis comprar una estantería más para tener dos espacios de trabajo bien diferenciados y espaciosos. Como podéis ver en la imagen de abajo, unieron la tercera estantería utilizando el mismo proceso

escritorio_2

A continuación, añadieron la superficie de trabajo en la parte superior. Existen muchas opciones, pero lo más recomendable es que os corten la pieza con las medidas que hayáis escogido

escritorio_3

Para rematar forraron los listones en blanco y añadieron unos cuantos cajones de tela. No solo es una mesa de trabajo enorme, sino que además tiene un montón de almacenamiento. ¿Fácil verdad?

escritorio_4

Ya sabéis, si os gusta el bricolaje, ¿a qué esperáis para poneros manos a la obra?

Vía: hefty

Publicado en Hogar