Si te gusta hacer acampada sabrás lo complicado que es cocinar en una hoguera. Además de encender el fuego y alimentarlo con regularidad, necesitarás un gran número de aperos para preparar la comida, si es que no quieres pincharla en un palo y carbonizarla. Por no mencionar lo incómodo que es cocinar a ras del suelo y, como una simple ráfaga de viento, puede arruinar tu plato y llenarlo de tierra. Si a eso sumamos que, para acampar, lo mejor es viajar ligero, la cosa se complica. 

Los suecos pueden presumir de ser un pueblo con una larga tradición rural, acostumbrados a salir y disfrutar del campo a pesar del duro clima. Para hacerlo con mayor comodidad, hace mucho tiempo que idearon “la antorcha sueca”.

La antorcha sueca es una manera de lograr una hoguera muy duradera, resistente a las inclemencias y sin gastar apenas leña. De hecho, un simple tronco puede arder durante horas sin apagarse, sin importan que llueva un poco o haga viento. 

Mínimo esfuerzo, máxima eficacia. Y, además, al ser vertical permite cocinar sin agacharse y hasta colocar una sartén directamente sobre ella. ¡Alucinante!

El secreto está en la forma de cortar y encender este fuego. Tienes todos los detalles a continuación, no te lo pierdas. 

Publicado en Verde
Fuentes consultadas:
https://boredomtherapy.com/log-stove-trick/