Los amantes de los animales tenemos claro que su aspecto físico no es lo más importante aunque a veces nos guste darle un toque de estilo distinto a nuestra mascota.

Cada vez que voy a un refugio o veo fotos se me parte el corazón. Verlos ahí tan desesperados por un poco de atención y cariño es superior a mis fuerzas. Si además tenemos en cuenta que en muchos de estos refugios el sitio para que entren nuevos canes está limitado y los sacrifican pasadas 2 semanas de su ingreso, la pena se torna en disgusto y mal cuerpo.

Todos los perros merecen una segunda oportunidad, lo que pasa es que a la mayoría solo se les da en base a su aspecto físico. En el vídeo que vamos a ver a continuación podemos comprobar que todos los perros son tan bonitos por dentro como lo pueden ser por fuera. Solo necesitan una pequeña ayudita para cambiar su aspecto.

La historia de Charlie, el protagonista del vídeo, es como la de muchos otros perros. Abandonado en una carretera por un familia a la que ya resultaba un estorbo, Charlie fue encontrado con su pelo lleno de nudos y un aspecto lamentable. Por suerte el destino de Charlie no fue el sacrificio ya que 2 días después del vídeo fue adoptado.

Dales una oportunidad, ellos nunca pidieron ser abandonados ni llevar esa vida y al fin y al cabo, lo importante en una mascota no es que sea de raza ni más o menos agraciado, lo importante es que te va a ser fiel toda su vida y os vais a convertir en mejores amigos.

Fuente: The Pet Collective

Publicado en Animales