Las imágenes generadas por ordenador cada vez se corresponden más con la realidad. Los efectos especiales, personajes y entornos virtuales están alcanzado unos niveles de detalle que los hace prácticamente indistinguibles de la realidad.

Hace tan solo unos años, con tener el ojo un poco entrenado era más o menos fácil distinguir una imagen CGI (Computer Generated Imaginery) de una real. A día de hoy, podríamos decir que es literalmente imposible.

Y es que si la imagen está en movimiento, es posible que apreciemos algo que no nos convenza del todo. Tal vez la fluidez de la imagen o la física de su movimiento desvelen que esa secuencia está completamente generada por ordenador.

¿Real o CGI? /

¿Real o CGI? / Xataka

Pero en cuando hablamos de imágenes estáticas, la cosa cambia. La prueba la tenemos en el siguiente test. Podremos ver una serie de imágenes y debemos decidir si son “reales” o “CGI” (generadas por ordenador).

La cosa es mucho más complicada de lo que parece. La luz, las sombras, las arrugas de la piel y, en definitiva, todo está hecho con un mimo y verosimilitud increíbles. ¿Cuántas seréis capaces de acertar?

Fuente: Xataka, Artículo por La Voz del Muro

Publicado en Tecnología y videojuegos