Siempre me ha sorprendido la gran autonomía que las crías de los animales salvajes muestran después de nacer.

Mientras que una gacela es capaz de caminar a los pocos minutos de haber nacido, nosotros apenas seremos capaces de erguirnos torpemente hasta aproximadamente el año y medio de edad.

Los bebés elefantes también demuestran una formidable capacidad para desplazarse de forma autónoma, como podemos observar en este video en el que un pequeño elefante sigue a sus padres a través de la sabana.

Original: Baby Elephant Tries to Keep Up with Family

Publicado en Familia