Con esa melena de león a sus cortas 9 semanas de vida, el pequeño Junior Cox-Noon llama la atención allá donde va.

Ahora su madre, Chelsea Noon, de 32 años, cuenta que le lleva dos horas hacer la compra semanal, en lugar de 40 minutos como venía siendo costumbre. Al parecer, todos quieren pararse a conocer a esta preciosidad.

Además, no penséis que se siente agobiado por ser el centro de atención. De hecho, su madre comenta que cuando intenta ponerle un sombrero para acelerar la marcha por la calle, Baby Bear, que así es como le han apodado en la red, comienza a llorar.

bebe_pelazo_1

bebe_pelazo_2

La mayoría de los bebés recién nacidos tienen poco más de un mechón de pelo. Pero Junior, que nació en el Hospital General de Brighton con un peso de 4 kg y medio el pasado 30 de julio, bien se ha ganado su adorable apodo: Baby Bear” o pequeño osito, en español.

Chelsea, madre de 3 hijos, comenta que el pequeñín nació con una gran cantidad de pelo, pero que no fue verdaderamente consciente de ello hasta que le dieron su primer baño. “A todos los bebés normalmente se le cae el pelo hasta que le sale el definitivo. Sin embargo, a Junior no se le ha caído ninguno y no ha dejado de crecerle“.

bebe_pelazo_3

bebe_pelazo_4

Cuando me lo llevo conmigo a la compra semanal, todos se giran para mirarle y muchos exclaman: ‘oh, Dios mío, mira qué pelo tiene ese bebé’. Y se acercan para tocarlo, pero a él no parece molestarle. De hecho, normalmente suele poner una sonrisa“.

Muchos me dicen que se lo corte, pero es demasiado único, así que voy a dejarlo como está“.

Sus otros dos hijos, Mitchell, de 6 años, y Preston, de 4, no tenían, ni por asomo, la misma cantidad de pelo de Junior. Sea como fuere, lo cierto es que este bebé es la mar de adorable. ¿Estáis de acuerdo conmigo?

bebe_pelazo_5

bebe_pelazo_6

Vía: Daily Mirror
Imágenes: Daily Mirror

Publicado en Familia