Dicen que la belleza mejora con la edad y al menos en el caso de la crinoidea es completamente verdad, ya que cuanto más viejo es el ejemplar más largos y vistosos son sus brazos.

También conocidas con el nombre de estrellas de plumas, la crinodeas son un fósil viviente existiendo sin apenas cambios desde la era paleozoica, hace unos 200 millones de años.

Alexander Vasenin / wikimedia.org

Alexander Vasenin / wikimedia.org

Aunque existen al menos 600 especies distintas, no todas pueden nadar. Muchas se arrastran por el lecho marino usando sus brazos para atrapar comida, recogiéndolos en caso de peligro.

Estos invertebrados pueden tener entre 5 y 200 brazos de hasta 30 centímetros de largo, por lo que las especies nadadoras son un auténtico espectáculo para la vista.

Recientemente una estrella de plumas blanca y negra fue filmada en Tailandia por el experto buceador holandés, Els Van Den Eijnden. No te lo pierdas, seguro que te cautiva.

Original: Rare Moment Feather Star Is Caught Swimming

Publicado en Animales