Desde los míticos pitufos, pasando por el pelo de la señora Simpsons o los extraterrestres de Avatar, Hollywood ha utilizado el color azul para hacer singulares y especiales a sus personajes.

Aunque entre anfibios, animales acuáticos y ciertas aves pueda darse, el azul no es una tonalidad predominante en el reino animal, en concreto, entre los mamiferos terrestres es muy inusual, y a menudo es indicador de que algo no marcha bien.

Sin embargo, parece que por motivos genéticos o accidentales, han existido en la historia animales de colores especiales como gatos verdes o singulares hombres de color azul.

Conoce con nosotros la historia de una rara variación genética y de un accidente medico que convirtieron a personas normales en singulares e increíbles hombres azules.

La familia Fulgate.

gente azul 1

A mediados del siglo XIX, un agricultor de origen francés llamado Martin Fulgate, emigró buscando fortuna hasta una aislada región de Kentucky, Estados Unidos. Allí conoció a Elizabeth Smith, una mujer estadounidense pelirroja y extremadamente blanca de la que Martin se enamoró y con la que terminó casándose. Como cualquier otro matrimonio feliz, los Vulgate pronto comenzaron a tener hijos… ¡hijos con la piel azul!

Azules fueron los hijos de los Fulgate, y azules fueron sus nietos, y lo mismo ocurrió con los hijos que los miembros de este curioso clan tenían con otras familias de la zona, como los Smith, Ritchie, Stacy y los Combs, hace más de 160 años.

Según las investigaciones científicas, el color azul de los Fulgate se debe a un trastorno genético en la sangre llamado methemoglobinemia, un desorden por el que la hemoglobina no puede transportar la cantidad de oxígeno habitual hasta los tejidos. De igual forma que cuando una persona se congela o asfixia, la piel adquiere una tonalidad azulada, los labios se tornan morados y la sangre se torna marrón porque no tiene oxígeno, solo que en el caso de los Fulgate esto ocurría de forma continuada y con mayor intensidad.

El hecho de que los Fulgate vivieran y se casaran con familias aisladas, propició que la “piel azul” se perpetuase en el tiempo. El último caso conocido se registró en el año 1975, cuando el nacimiento de Benjamin Stacy, un bebé azul causó el pánico entre las matronas que decidieron realizarle una transfusión de sangre, pensando que el niño estaba enfermo o próximo a morir.

Fue la abuela del recién nacido, la señora Luna Fulgate, considerada la mujer más azul del mundo, quién llegó a tiempo al hospital para aclarar a los médicos que el color azul era normal en su familia y el niño estaba sano.

La singular familia “azul” de Fulgate fue considerado como uno de los más enigmáticos casos de la medicina moderna y de la genética. Hoy la metahemoglobinemia, es una enfermedad que puede ser tratada con suplementos y el azul del metileno que restaura el hierro de la hemoglobina permite que transporte el oxígeno necesario hasta los tejidos. Desconocemos si a día de hoy Benjamin Stacy sigue siendo azul o no.

El caso de Paul Karason, alias Papá Pitufo.

gente azul 2

En el año 1950, nació Paul Karason un estadounidense de piel blanca, completamente sano, y a diferencia de la familia Fulgate sin ningún problema genético.

gente azul 6

gente azul 5

Hace unos 20 años sufrió un caso grave de dermatitis facial que le causaba gran prurito y problemas en la piel. En su búsqueda de algún remedio que le ayudara, Paul tomó un remedio que contenía altas dosis de plata coloidal, un compuesto de nanopartículas de plata de alta pureza, que se acumularon en su organismo como metal pesado provocándole un grave caso de argíria.

gente azul 3

La argiria es una condición caracterizada por el cambio de color de la piel, órganos y tejidos (como la conjuntiva), de su color natural a un color gris o gris azulado, siendo especialmente más acusado este cambio en las zonas expuestas al Sol.

gente azul 7

Según declaró Paul, el cambio fue tan progresivo que no lo percibió hasta que no fue demasiado tarde, tampoco lo percibieron sus amigos.

gente azul 8

Finalmente en 2013, Paul Karason, o Papa Pitufo como solían llamarlo por piel azul y barba blanca, falleció a los 62 años de edad tras sufrir un ataque al corazón.

Fuentes: Bohemiomundi, Taringa.net.

Publicado en Ciencia