Larissa es una niña que con tan solo 8 años fue capaz de despuntar en la versión alemana del popular programa La Voz, en su edición para niños -La Voz Kid-. Mientras que la mayoría de los pequeños suelen cantar con orquesta o con un instrumento, la pequeña Larissa lo hizo únicamente acompañada de un vaso de papel.

Cuando no habían pasado apenas unos segundos desde que su actuación comenzara, tanto el público como el jurado y sus familiares se contagian del poder de su voz.

A veces los artistas no necesitan grandes artificios para meterse al jurado en el bolsillo. Os la recomendamos.

Original: The Voice Kids

Publicado en Cultura y ocio