Hal Lasko, más conocido como el abuelo, trabajó como artista gráfico cuando todo se hacía a mano. Mucho después de jubilarse, su familia le introdujo en el mundo de los ordenadores y del programa Microsoft Paint.
Ahora, el abuelo pasa diez horas al día moviendo píxeles y creando increibles obras de arte. Sus creaciones son una mezcla de puntillismo y arte de 8 bits.

Conoce a Hal Lasko, El pintor de píxeles.

Publicado en Cultura y ocio

Si te gustó compártelo: