Hay determinadas frutas que parece que las hubieran pensando en un departamento de marketing, debido a su apariencia. Los plátanos, con una piel que permite transportarlos y pelarlos cómodamente, las uvas, como si de raciones individuales de fruta se trataran servidas en un natural aperitivo, etc.

Pero prácticamente toda la fruta está preparada para que la comamos cómodamente, pues la misión natural de esta es resultar ser atractiva para que los seres vivos las ingieran y esparzan sus semillas.

La piel de las manzanas, una vez lavada, es fuente de fibra y vitaminas, por lo que siempre es mejor comerla con ella que quitándosela. En el siguiente truco veremos la manera más eficiente de cortarla, e incluso de transportarla, ideal para que los más pequeños se la lleven a la escuela o de excursión.

Si no comes fruta porque te da pereza pelarla, ya no tendrás excusa.

Original: The king of ramdom

Publicado en Cocina