trampolin-5

Si tienes miedo a las alturas, a la oscuridad o claustrofobia, deberías ir olvidándote de visitar este trampolín situado en el interior de una cantera de pizarra en la ciudad minera de Reino Unido.

El atractivo turístico cuenta con tres trampolines gigantes en suspensión a lo largo (y profundo) de la cueva, que van desde 10 metros hasta los 90.  La caída no es sobre agua, sino sobre camas elásticas de descomunales proporciones, por lo que todo está rodeado con una malla gigante similar a una tela de araña para evitar que la gente salga despedida al rebotar. Para hacer la experiencia más increíble todo esta decorado con luces para mejorar la ambientación.

trampolin-1

Cientos de cables sujetan los distintos tipos de estructura que se pueden encontrar.

trampolin-2

No parece una construcción humana, sino más bien alguna obra llevada a cabo por algún tipo de insecto de gigantescas proporciones.

trampolin-3

Este es el salto más grande y la impresión al caer debe ser impresionante, ya que el fondo de la mina esta cubierto de agua convirtiendo este en un espejo de gigantescas proporciones, añadiendo mayor sensación aún de profundidad.

trampolin-4

Fuente: bouncebelow.net

Publicado en Cultura y ocio