Marc Mero fue boxeador, pero es más conocido por participar en el campeonato americano de lucha libre WWF. A pesar de haberse enriquecido a lo largo de su carrera, flirteó de joven con las drogas y acabó volviéndose adicto. Milagrosamente, o más bien por su resistencia física, sobrevivió a 3 sobredosis que cerca estuvieron de acabar con su vida. A lo largo de toda esta desgraciada historia hubo una persona que le apoyó en todo momento, y que sufrió más que él mismo todas sus desgracias, su propia madre.

Ahora Marc es orador y da charlas a jóvenes para que entiendan los perjuicios que la droga tuvo en su vida así como el verdadero valor de una madre. Durante una de estas charlas en un instituo, los estudiantes no pudieron esconder su lágrimas de la emoción al escuchar su palabras.

Original: Champion of Choices

Publicado en Miscelánea