Hemos visto todo tipo de experimentos sociales para probar la implicación de la gente en casos de violencia doméstica: en un vecindario, en parques al aire libre, de día, por la noche, de la mujer al hombre, del hombre a la mujer, etc. De todos ellos hemos aprendido algo, pero ¿sabes como reaccionarías en el caso de que estuvieras solo junto a un hombre o una mujer que está siendo agredida por su pareja?.

En este experimento social llevado a cabo en Suecia los resultados son poco esperanzadores. En estos casos muchas personas se hacen la pregunta ¿y si me agreden a mi por interceder?. Una llamada a la policía ayudará enormente a poner fin a una situación que puede acabar en tragedia. Si sois más de una persona las que estáis presenciando la agresión, uniros para detenerla. Aun así, la llamada a la policía nunca está de más para que hagan un seguimiento de los agresores. Cuantos más avisos y denuncias más cerca estarán de prisión.

Movilicémonos contra la violencia de género.

Original: STHML Panda

Publicado en Miscelánea