Hay que tener muy mala leche para gastar una broma así a tus hijos, y sobre todo en fechas como éstas. Esta pequeña pidió una “Frozen Doll”, o muñeca de Frozen, que se puede traducir también por muñeca cogelada. Lo que claramente quería la pequeña era una de las princesas Disney de la famosa película Frozen.

No tenemos mucha más información del vídeo, pero lo lógico es pensar que todo es una broma (a no ser que sea un padre horrible) y que tras grabar su reacción acabara dándole la muñeca de verdad.

Cuando la pequeña abre el paquete se encuentra una muñeca normal y corriente dentro de un bloque de hielo, no entiende nada, hasta que le pregunta a su padre y le aclara el malentendido. La joven le responde con educación “¡Papá nooooo!”.

Original: Erika Badgirl

Publicado en Miscelánea