Muchos internautas han pensado que las imágenes y fotografías que aparecen en artículos como 20 divertidas razones por las que las mujeres viven más que los hombres eran montajes creados por Photoshop, pero nada más lejos de la realidad.

El mundo está lleno de personas imprudentes capaces de jugarse la vida por ahorrar un minuto de su tiempo; como este trabajador de Singapur, que decidió no colocarse el arnés de seguridad para instalar un aire acondicionado en la cornisa de un bloque de edificios. Un simple gesto que podía haberle costado la vida.

Morir o quedar impedido por cometer una imprudencia no es ninguna broma. Recuerda que la seguridad en el trabajo. Por tu vida y por la de quienes te quieren, no cometas nunca estas temeridades.

Original: Chinese Worker Installs Air Conditioning In Building Without Protection Tools

Publicado en Miscelánea