Pasar un día en la playa es la actividad por excelencia en períodos veraniegos y vacacionales. Tomamos un poco el sol, nos damos unos baños y desconectamos de todas las cosas de nuestra vida diaria.

Aunque tumbarse en la arena no está mal para un rato, no podemos decir que sea la superficie más cómoda para echarnos una siesta. Un problema que se medio soluciona utilizando una colchoneta inflable.

Eso era hasta que hemos descubierto Bali Beach Bed (Cama playera de Bali) que, como su propio nombre indica, es una especie de cama inflable. Hasta aquí nada novedoso respecto a las colchonetas de toda la vida.

Ideal para una reunión de amigos en la playa

Ideal para una reunión de amigos en la playa

Lo realmente interesante viene cuando vemos su forma de uso. No necesita inflador de ningún tipo y apenas tardaremos 10 segundos en tenerla preparada. Su peculiar sistema de hinchado lo convierte en el complemento ideal para nuestras siestas rápidas.

En el siguiente vídeo veremos cómo funciona este colchón inflable, y el poco tiempo que tarda en llenarse de aire. Lo mejor es que una vez recogido ocupa poco espacio, por lo que podemos transportarlo de aquí para allá sin mayores problemas.

Fuente: Customer Service, artículo por La Voz del Muro

Publicado en Insólito