aimee_rouski_1

La enfermedad de Crohn afecta aproximadamente al 1% de los españoles. Se trata de una patología crónica de origen desconocido en la que el sistema inmunitario de la persona ataca a su propio intestino produciendo inflamación. Cuando es muy agresiva, es necesario operar para retirar la zona afectada.

Aimee Rouski es una joven británica de 19 años que carece de intestino, colon, ano y recto debido a esta enfermedad. Desde los 15  años utiliza una bolsa de ileostomía por la que su cuerpo elimina los deshechos.

aimee_rouski_2

aimee_rouski_3

La operación y la enfermedad han cambiado la vida de Aimee, ya que tiene que convivir con ello a diario; pero si algo tiene claro es que su condición no la define como persona. Ese es, precisamente, el mensaje que quiso transmitir a través de una publicación en Facebook que ya se ha convertido en viral.

Sus palabras sirven de inspiración y motivación a muchas personas que se han sentido identificadas con ella:

Hace tiempo que quiero hacer esto porque siempre veo posts positivos sobre el cuerpo referidos al peso, pero no por muchas discapacidades/enfermedades invisibles. En primer lugar, tengo la enfermedad de Crohn, que es una enfermedad incurable grave que casi me mata, no solo un dolor de estómago como la mayoría de la gente parece pensar. Una persona con Crohn pasa por diferentes tratamientos incluyendo la cirugía, y es esa cirugía es con la que lidio ahora.

Mi enfermedad de Crohn me ha dejado con una ileostomía permanente, sin intestino grueso, colon, recto, ano y los músculos internos del muslo, ya que se utilizaron para la cirugía plástica de mis heridas.

Siempre he estado bien con las cosas que me han tocado pasar, pero muchas gente tiene serias dificultades para aceptar estas cosas, así que me gustaría decir esto.

Nadie sabrá de esto a menos que se lo cuentes.
La gente que lo sabe, te seguirá queriendo y encontrándote bella.

Tu enfermedad no es nada de lo que debas avergonzarte“.

aimee_rouski_5

Vía: Aimee Rouski

Publicado en Miscelánea