La naturaleza es capaz de crear parajes increíbles e inigualables. Una de las grandes maravillas de la naturaleza son las cascadas, hasta donde millones de personas se desplazan, desde cualquier parte del mundo, para visitarlas año tras año. Las Cataratas Victoria o el Salto del Ángel son algunas de las más famosas, pero hoy descubriremos que hay muchas más.

Grandes caídas y con un volumen de agua impresionante, estas cataratas destacan sobre todo por ser las más hermosas, las más grandes y las más visitadas. Echa un vistazo a las 10 cataratas más alucinantes del mundo:

1. Cataratas Victoria

cataratas_mas_asombrosas_1

No es de extrañar que el “humo que truena” fuera declarada como Patrimonio Mundial por la UNESCO en el año 1989.

Descubiertas por David Livingstone en 1855, se les puso ese nombre en honor de la reina Victoria de Inglaterra. Se encuentran en la frontera entre Zambia y Zimbabwe. Los zambianos las llaman “Mosi-oa-Tunya” (el humo que truena), mientras que los zimbabuenses las llaman “Victoria Falls”.

cataratas_mas_asombrosas_2

Se trata de la cascada más grande y singular del mundo, con una anchura de 1,7 kilometros, una altura de 108 metros y un caudal promedio de 1 millón de litros por segundo. El humo que desprenden estas cataratas cuando cae el agua, a veces puede ser visto desde 40 kilómetros de distancia.

2. Cataratas del Niágara

Niagara Falls

Se trata de las cascadas más famosas e impresionantes de América del Norte, ubicadas en la frontera entre Ontario y Nueva York. Existen muchas versiones sobre cómo las cascadas adquirieron su nombre. El nombre “Niágara” es originario de una palabra iroquesa que significa “trueno de agua”. Los habitantes originarios de la región eran los ongiara, una tribu iroquesa llamada los neutrales por los conquistadores franceses.

cataratas_mas_asombrosas_4

Aunque no son poseedoras de una gran altura, son bastante amplias las más voluminosas de Norteamérica, ya que por ellas pasa el agua de los Grandes Lagos. Tienen 54 metros de altura y casi 1 kilómetro de anchura, y un caudal promedio de 2.800 metros cúbicos por segundo.

3. Salto del Ángel

cataratas_mas_asombrosas_5

El Salto del Ángel, con una altura total de 807m y con una caída total de 979m, es la cascada más alta del mundo, con el tramo más alto de caída de agua del planeta. El pueblo venezolano de Penom, la llaman ‘Kerepakupai merú’, que significa :”la cascada del lugar más profundo”. Fue descubierta por James Ángel en octubre de 1937.

cataratas_mas_asombrosas_6

Se trata de una las mayores atracciones turísticas de Venezuela, aunque, incluso en la actualidad, no es fácil acceder a ellas, debido en gran parte a que la zona se encuentra aislada por una selva muy densa, y los tepuyes, que son mesetas especialmente abruptas, con paredes verticales y cimas muy planas, hacen que sea muy peligrosa la navegación aérea. Toda una aventura para poder ver este Patrimonio de la Humanidad desde 1994.

4. Cataratas Kaieteur

cataratas_mas_asombrosas_7

Con una caída libre de 226 metros, las cataratas Kaieterur están situadas en el Parque Nacional de Kaieteur en Guayana Esequiba, territorio situado entre Venezuela y Guyana. Llegan a ser hasta 5 veces más altas que las cataratas del Niágara y fueron descubiertas en 1870 por Charles Barrington Brown. Desde entonces se han convertido en uno de los destinos más turísticos del país.

cataratas_mas_asombrosas_8

Se llaman Kaieteur en conmemoración al jefe tribal llamado “Kai”, que se sacrificó en canoa por las cataratas para complacer al gran espíritu ‘Makonaima’, para salvar a su pueblo de una tribu salvaje que estaba atacando su tierra. La palabra “Teur” significa “cae” en su dialecto.

En la parte superior de este coloso de la naturaleza se encuentra una de las selvas más prístinas que quedan del planeta, lo que las hace todavía un destino más exótico y atrayente.

5. Cascada Sutherland

cataratas_mas_asombrosas_9

Ubicada en el sur de Nueva Zelanda, esta cascada tiene una caída de 580 metros en total, pero el agua cae en tres saltos, siendo el primero de 229 metros, 248 metros el intermedio y de 103 metros el más bajo. Esto se conoce como caída en niveles. Los maoríes, el pueblo indígena de Nueva Zelanda, la conocen como “el hilo blanco”.

cataratas_mas_asombrosas_10

Es posible caminar directamente por la base de la cascada Sutherland. Cuando nos encontramos ahí, la fuerza del agua se siente como un torbellino de viento húmedo, la visibilidad es reducida, ya que el aire se llena de niebla, y el rugido de la catarata es sorprendentemente fuerte. Dada su ubicación remota en el Parque Nacional Fiordland (también Patrimonio de la Humanidad), rodeada de naturaleza salvaje, se convierte en uno de los puntos más destacados de la ruta de ‘Milford Track’, una de las mejores rutas naturales del mundo.

6. Cataratas de Iguazú

cataratas_mas_asombrosas_11

Otro impresionante despliegue de cascadas ubicado en la frontera entre Argentina y Brasil. El borde de las cataratas de Iguazú es más de 2,7 km de ancho, que se precipitan a más de 80 metros de altura a través de los 275 saltos del río Iguazú. Una fabulosa experiencia activa gracias a los 1,3 millones de litros por segundo que caen constantemente. Las cataratas se componen de unos 275 saltos y de otras tantas cascadas individuales.

cataratas_mas_asombrosas_12

Las pasarelas hacen que sea muy fácil obtener unas preciosas y cercanas vistas de las cataratas y de los alrededores de la selva tropical. Una maravilla de la naturaleza que la convierten en una atracción turística bastante notable.

7. Cascada de Yinlianzhuitan

cataratas_mas_asombrosas_13

Esta espectacular cascada surge del río Yangtze, en China. Es una de las más bellas cascadas del mundo. A pesar de las numerosas caídas de agua, la cascada Yinlianzhuitan no es ni la más alta ni la más grande, pero su singular belleza y melancolía harán que te encante desde un primer momento.

cataratas_mas_asombrosas_14

Las cascadas tienen unos diez metros de caída en forma de embudo, cuyo agua es vertida en la preciosa piscina natural de la parte inferior. La difusión del agua por las rocas, nos ofrece un efecto óptico maravilloso, donde las rocas parecen hojas de loto y el agua cadenas de plata. Un verdadero capricho de la naturaleza y un regalo para los ojos.

8. Cascada Garganta Baatara

cataratas_mas_asombrosas_15

Esta maravilla de la naturaleza se encuentra en el Monte Líbano, en Tannurin, Líbano. Su mayor particularidad es que atraviesa tres puentes naturales, estructuras creadas en una montaña principalmente de piedra caliza, hito que la convierte en una de las cascadas más espectaculares del mundo.

cataratas_mas_asombrosas_16

Fue descubierta en 1952 por Henri Coiffait y posee una caída de 255 metros, dentro de la impresionante caverna jurásica. También se la conoce como la “Cueva de los tres puentes”. Cuando se derrite la nieve de las montañas al llegar la primavera, una cascada de 90 a 100 metros surge por detrás de los puentes, hasta precipitarse 250 metros al vacío, hasta el fondo del abismo.

9. Cascada de Fuego

cataratas_mas_asombrosas_17

Ubicada en el Parque Nacional Yosemite, California, esta cascada de fuego sólo es visible en el mes de febrero y durante unos pocos días. Este milagro natural tan sólo dura unos minutos, justo cuando el sol se pone y proyecta su luz naranja sobre la cascada situada en la ladera de este promontorio rocoso, cuya parte más alta alcanza los 910 metros de altura.

cataratas_mas_asombrosas_18

Capturar una fotografía de este fenómeno de la naturaleza, quizás requiera mucha paciencia, sobre todo porque además tiene que coincidir que el tiempo sea favorable para disfrutar de una visibilidad óptima, pero estamos seguros de que merece la pena.

10. Cascadas de Ouzoud

cataratas_mas_asombrosas_19

La guinda del artículo la ponen estas maravillosas cascadas, las más grandes e impresionantes del norte de África, en Marruecos. Son realmente impresionantes en cualquier época del año, especialmente durante la época de lluvias. La flora del lugar está formada por idílicos valles verdes, molinos, huertos y las espectaculares gargantas del río ‘El Abid’, que significa “Los esclavos del río”, en árabe.

cataratas_mas_asombrosas_20

Es posible nadar en la base de las cascadas. El acceso se hace posible a través de un camino de olivos, donde se puede ver a cientos de monos jugando durante el crepúsculo.

Fuente: mydayoff

Publicado en Cultura y ocio