Las increíbles minas de sal de Wieliczka, un lugar que no se parece a nada que hayas visto antes

Enlace patrocinado
por Kike Pérez
el 25/10/2016 en Europa

Bajo el suelo de Polonia existe un lugar mágico de extraordinaria belleza, las increíbles Minas de Sal de Wieliczka. Cientos de metros de sinuosas galerías, donde las obras de arte y la religión se tropiezan con los aparejos de una de antigua profesión.

Por fuera, las minas de sal de Wieliczka no parecen gran cosa

Pero en cuanto te adentras en su interior, comienzas a percibir que este lugar es distinto a cualquier otro

Shutterstock

Shutterstock

Y es que no es una simple mina de sal bien conservada…

Shutterstock

Shutterstock

Es una galería impregnada de arte rural, iconografía religiosa y superstición

Donde encontrarás decenas de esculturas, bajo relieves, capillas, salones y mucho más

Las minas están situadas en Wieliczka, Cracovia, un pequeño pueblo de menos de 20.oo0 habitantes

Fueron fundadas en el siglo XII por el Duque de Wieliczka, con intención de extraer de las entrañas de la tierra lo que él llamaba “oro blanco”: la sal.

La sal tuvo un grandísimo valor hace tiempo, pues gracias a ella se lograba conservar muchos alimentos. Es por eso que las minas de Wieliczka fueron un negocio importante durante siglos, que contrató a miles de mineros en la zona.

Sin embargo, los mineros no se limitaron a extraer solo la sal,

sino que, como gente especialmente religiosa y supersticiosa, también construyeron capillas en su interior

Shutterstock

Shutterstock

Allí tallaron todo tipo de escenas religiosas, imágenes de Santos, así como Cristos y Vírgenes a los que encomendarse durante el trabajo

De esta forma, los trabajadores se sentían más seguros y protegidos de todo tipo de accidentes

El lugar más sorprendente de todos es la gigantesca capilla de Santa Kinga, realizada a unos 200 metros de profundidad

Shutterstock

Shutterstock

Paredes, suelos, barandillas, bancos y hasta los candelabros están construidos en sal. Algunos de ellos directamente cincelados y pulidos en la roca, mientras que otros, como las lámparas, eran creados tras disolver la sal para retirar las impurezas y volver a solidificarla creando pequeños cristales

Durante el recorrido podremos encontrar galerías de hasta 3 kilómetros de longitud

En las que continuaremos descendiendo hasta las entrañas de la Tierra

para descubrir los lagos de sal…

… y otras zonas museo

Allí aprenderemos cómo trabajaban los mineros de aquella época,

qué instrumentos usaban para extraer la sal

Shutterstock

Shutterstock

y cómo la transportaban hasta el exterior

Sin embargo, nuestro recorrido continuará plagado de momentos especiales

En los que podremos contemplar otras estatuas de índole religiosa e histórica

Todas ellas esculpidas por los propios mineros, como resultado de su intenso fervor religioso

Shutterstock

Shutterstock

Aunque en estas galerías también hubo sitio para el humor, como esta curiosa interpretación del cuento de Blancanieves y los siete enanitos, suponemos que por la vinculación de estos con con el oficio de la minería

La mayoría de estatuas están esculpidas a tamaño natural y se cree que son fruto del trabajo de varios meses e incluso años

Shutterstock

Shutterstock

Las minas de sal fueron nombradas Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1978, aunque hasta 1992 no cesaron su actividad minera

Aun así, aún hoy se extrae la salmuera del agua para impedir que las galerías se inunden

Actualmente son una de las mayores atracciones turísticas de Polonia, atrayendo más de un millón de visitantes cada año

Quienes también pueden asistir a conciertos de música en su interior

El recorrido dura unas 2 horas y recorre un total de 3 kilómetros y medio. Una cantidad nada despreciable y capaz de cansar a cualquier turista. Sin embargo, eso solo representa un 1% de la longitud total de estos sistemas de túneles, muchos de ellos hoy cerrados al público por razones de seguridad y cese de actividad de la mina

Fuentes: cracovia.net , wikipedia.com

Si te gustó, compártelo:

¿Quieres escribir en La voz del muro? Déjanos tu email

Síguenos en Facebook

Artículos relacionados y más