Se considera de buena educación ofrecer tu asiento a un pasajero de avanzada edad, pero nunca insistas si deciden rechazarlo. Esta historia ocurrió durante un viaje en metro en los olimpiadas de Río 2016.

Un grupo de jóvenes se encontraba viajando en metro en la ciudad de Río de Janeiro, durante la semana de los Juegos Olímpicos de 2016, cuando un hombre americano de cierta edad entró en el vagón en el que viajaban

anciano metro 1

Siendo respetuosos, y haciendo uso de las normas de educación, los jóvenes decidieron ceder sus asientos al recién llegado. Sin embargo, este lo rechazó alegando con gestos que no lo necesitaba

anciano metro 2

Los jóvenes trataron de explicar, con gestos y señales, que existían asientos reservados para mayores, niños y embarazadas  para hacer su viaje menos fatigoso. El hombre continuó rechazando el asiento y entonces hizo esto

anciano metro 3

El hombre se llama Wayne McEntire, es americano y tiene 68 años de edad. No es deportista, solo se encontraba en Río para ver las olimpiadas junto a su nieto, Britton Barker, quien presenció la escena y publicó la historia en Twiter.

Según declaró más tarde, Wayne solo quería demostrar que el uso de esos asientos dependen de tus limitaciones, no de la edad, y la importancia de mantener una buena condición física.

Así que ya sabes, si quieres envejecer como Wayne, adopta un estilo de vida saludable y tómate la vida con mucho humor.

Fuente: Twitter.com

Publicado en Miscelánea