Japón es un lugar de costumbres que contrastan con las de los occidentales. De hecho, hoy os hablaremos de una extraña tendencia que comenzó a finales de los años 90. Nos referimos a los “refugiados” de los ciber-cafés. Son personas que viven de manera continua en estos establecimientos, durante un período de tiempo determinado, ya que no pueden permitirse pagar un alquiler o adquirir una vivienda propia.

Con el tiempo, esta tendencia se ha convertido en un problema social bastante arraigado. El motivo por el que muchas personas se ven obligados a vivir de esta forma, es porque suelen ser trabajadores temporales. Actualmente un 38% de la población japonesa tiene un contrato temporal a media jornada, por lo que no pueden costearse otro estilo de vida. A esto hay que sumarle que en Japón es muy complicado acceder a las prestaciones por desempleo, por lo que si alguien pierde su trabajo, sobrevivir puede convertirse es una auténtica hazaña.

En el reportaje podréis ver el caso de dos personas que cuentan su situación y por qué han acabado viviendo en esta cruda realidad, donde lo único que prima para salir de ella, es conseguir un trabajo a tiempo completo…

Original: Collection Of Coub

Publicado en Miscelánea