Aunque el vídeo tiene algunos meses, hoy nos hemos vuelto a topar con él. En su momento no lo compartimos, pero sin lugar a dudas, tarde o temprano lo teníamos que hacer y más cuando nos muestra una escena tan tierna como esta.

La protagonista del vídeo es una niña de 4 años con un gran problema, tiene un hermano bebé al que adora tal como és, y cuando se entera de que crecerá con el tiempo la tristeza la inunda, abrazándole desconsolada. Una conmovedora acción que nos demuestra la inocencia de los más pequeños.

Y detrás de el conmovedor vídeo hay una explicación psicológica, los niños perciben y comparan su corta vida como algo muy extenso, por eso los niños se ponen tristes cuando imaginan a sus padres y hermanos en el futuro, tras haber pasado varios años.

Publicado en Insólito