Durante la edición australiana del famoso programa La Voz en 2013, Harrison Craig dejó a todo el mundo quedará sorprendido con su inesperada y potente voz. Interpretación su particular versión de la canción “Broken Vow” del cantautor y barítono estadounidense Josh Groban, consiguió que todos los miembros del jurado si excepción se volvieran para invitarle a participar en su equipo.

Ricky Martin, el último en volverse, espero a que la canción estuviera a punto de terminar para disfrutar de la actuación de Craig, pero no por ello perdió la oportunidad de dar la vuelta a su silla en signo de aprobación.

Craig firmó con la discográfica Universal editando después su primer album More Than a Dream

Publicado en Cultura y ocio