Se llama Logan Fairbanks, tiene 11 años y el pasado mayo sus padres colgaron un vídeo suyo en Youtube. Todo comenzó cuando las duchas del niño, de la noche a la mañana, se volvieron excesivamente largas, incluso se duchaba varias veces al día, despertando así la curiosidad de sus progenitores. Tal fue el grado de misterio que instalaron una cámara en la ducha para despejar todas sus dudas.

Las imágenes que registró Josh, el padre de Logan y fotógrafo de profesión, fue un apasionado baile por parte del adolescente, quien aprovecha sus baños para moverse al ritmo de la música, gracias a un altavoz conectado por bluetooth en la ducha.

Hasta el momento, más de 12 millones de personas han visto el entusiasmo de Logan por la música, y muchos de ellos han hecho comentarios tremendamente hirientes hacia el pequeño: “parece un gordo estúpido”, “me sorprende que quepa en el asiento delantero” o “espero que se muera” son solo algunos ejemplos de la crueldad con la que a veces se utilizan las redes sociales. Es lo que popularmente se conoce como cyberbullying o, en español, ciber-acoso.

Logan ha decidido lanzar un nuevo vídeo, después de leer algunos de estos calificativos despectivos, para hablar sobre el acoso en la red. El padre, que se mostraba un poco reticente al principio, por fin se ha animado a publicarlo ante las insistencias de Logan. En él podemos ver a un niño de 11 años recitando algunos de los comentarios más hirientes que ha recibido. Un motivo por el cuál, a más de uno debería caérsele la cara de vergüenza.

Al final del vídeo, Logan lanza un mensaje dirigido a todas aquellas personas que han sido y son víctimas del ciber-acoso:

“Espero que la gente deje de utilizar Internet para intimidar a otras personas. Para todos aquellos que hayáis sido víctimas del ciber-acoso: no dejéis que estas palabras os afecten.”

Además, su padre ha querido dejar un mensaje en el post que acompaña al vídeo diciendo:

“Logan me pidió que hiciera esto. Como padre, estaba muy indeciso, pero él insistió en que podía servir para ayudar a alguien para enfrentarse a sus acosadores de la red. Algún día espero tener tanto valor como él

Actualmente, Josh está buscando una forma especial de celebrar el cumpleaños de su valiente hijo, que será dentro de unas pocas semanas. Para ello, está pidiendo sugerencias para hacer de este cumpleaños el mejor de todos.

Este caso nos sirve perfectamente de ejemplo para avisar a todos los padres que se lo piensen dos veces antes de subir contenido gráfico de sus hijos pues, como menores que son, tenemos la obligación de protegerles ante este tipo de cosas.

Original: Josh Fairbanks

Publicado en Familia