Cuando subió una foto en las redes sociales para celebrar los 500 millones de usuarios de Instagram, Mark Zuckerberg no se imaginaba el revuelo mediático que suscitaría.

En la dicha imagen, podemos ver al fundador de Facebook sosteniendo un marco con el mismo diseño que las fotos de Instagram, en el que da las gracias a todos los usuarios por ayudarles a conseguir dicho hito.

No obstante, el ojo avizor de un usuario de Twitter llamado Chris Olson no reparó en las características pecas de Zuckerberg o en su sencilla indumentaria, sino en el MacBook que aparece en su mesa de trabajo.

zuckerberg_1

Olson, que actualmente posee algo más de 2.100 seguidores que siguen sus tuits sobre tecnología, escribía:

3 cosas sobre esta foto de Zuck:

Cámara cubierta con cinta
Entrada de micrófono cubierta con cinta
Su servicio de email es Thunderbird

En efecto, si hacemos zoom en la fotografía del CEO de Facebook podemos apreciar que, tanto la webcam como la salida del micrófono de su portátil, están tapadas con un trozo de cinta aislante. Esto ha provocado un aluvión de comentarios a través de las redes.

Y es que ni el líder de la red social más importante del mundo queda exento de que algún hacker informático pueda acceder ilícitamente a su privacidad.

Un riesgo al que todos estamos expuestos

zuckerberg_2

En febrero de 2014, por ejemplo, el ex empleado de la CIA y la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) Edward Snowden, reveló que los organismos de seguridad de Inglaterra y de EE. UU. interceptaron imágenes de las cámaras de millones de usuarios de chats de Yahoo sin su consentimiento, a través de un programa secreto llamado “Nervio Óptico”.

También se han encontrado portales en los que los piratas informáticos intercambian vídeos y fotografías de personas que fueron grabadas sin su consentimiento a través de sus webcams.

De hecho, no sé si recordáis que hace poco más de un año os mostrábamos un corto que recreaba una historia real, en la que un hacker estuvo varios meses observando a una joven a través de su ordenador portátil.

Los hackers atacan las cámaras web usando programas que contienen malware. Si el usuario los abre, pueden obtener control del aparato, así como otras funciones del ordenador.

Por eso, y porque no podemos saber a ciencia cierta si alguien está invadiendo nuestra intimidad, lo mejor es que mantengamos tapados la cámara y el micrófono de nuestro ordenador cuando no los usamos, tal y como hace Mark Zuckerberg.

Vía: Intependent
Fuente: Facebook

Publicado en Tecnología y videojuegos