Desde que empezamos a trabajar en La voz del muro, una de nuestras premisas fue que gran parte del contenido que publicarámos sirviera para concienciar –o “concientizar” si nos lees en latinoamérica– a la gente. Nos pareció una buena idea que por medio del ocio intercaláramos historias que llegaran a la gente con un objetivo, hacerla cambiar en aquellas cosas que nos hacen mejores con nosotros mismos y con los demás.

Una de nuestras metas es la de intentar conseguir que la gente se olvide de los teléfonos cuando suba a su vehículo, y que si tiene que contestar a un mensaje o a una llamada lo haga cuando el coche está parado.

Por ese motivo, volvemos a compartir con vosotros una historia impactante sobre las consecuencias del uso del teléfono mientras conducimos. Si ademas acompañas a alguien en el coche cuyo conductor va haciendo uso del teléfono, oblígale a que no lo haga, se está jugando también tu vida.

Original: USDOTNHTSA

Publicado en Miscelánea