La infidelidad se produce cuando se empieza a tener secretos, indiferencia o vivir una rutina que va acabando el amor y la confianza. Al convivir en pareja no se debe de dejar a un lado la comunicación ya que este en un factor sumamente importante.

Se debe de tener presente que cuando se tiene una relación esa es de dos por lo tanto ya un tercero daña. Cuando llegan los hijos a la familia muchas veces comienza una separación sin pensarlo porque las mujeres por dedicar más tiempo a sus hijos descuida el amor de pareja, hay que tener en cuenta que estos son dos amores diferentes, y esta es la excusa perfecta de algunos hombres para engañar a su mujer ya que se sienten sustituidos por los hijos.

SER INFIEL ES IGUAL TANTO PARA EL HOMBRE COMO PARA LA MUJER.

No existirían tantos hombres infieles si las mujeres no se prestaran para hacerlo, la mayoría de los hombres lo hacen por naturaleza no siempre es porque tengan problemas en el hogar solo se les da la oportunidad y no dicen que no, a muchos les gusta vivir el momento sin pensar que estos pasan y la vida continua y pueden traer consigo decisiones decisivas.

Cuando un infiel es descubierto por su pareja y este no quiere perder lo que tiene pide perdón, con esto no quiere decir que no lo volverá hacer solo está arrepentido en ese momento, de ahí se comienza a vivir una relación de desconfianza por tal motivo dicha unión durara según sea la intensidad del amor o de lo contrario terminara.

Estos son unos de los factores que conllevan a la infidelidad: El amor desaparece, la rutina diariamente, se siente un vacío emocional, la inseguridad, el aburrimiento, ellos o ellas piensan que ojos que no ven corazón que no siente.

Antes de causar un dolor es mejor la comunicación expresar los pensamientos y sentimientos es más saludables que destruirlos.

Publicado en Familia