En diversas épocas de nuestras vidas nos encontramos en una encrucijada sin saber que es exactamente lo que buscamos.

Encontrar soluciones a las diversas variantes a lo largo de la vida nos resulta un poco tedioso y representa una gran dificultad, pero, no hay nada que carezca de solución, solo tenemos que realizarnos los siguientes planteamientos.


1) Salir de nuestra zona de confort:

Probar cosas nuevas a las que no estamos acostumbrados o que no formen parte de nuestra rutina diaria nos hace mantenernos activos y salir de esa zona de confort a la que estamos adheridos y la cual, nos hace sentir tan frustrados.

Canaliza toda esa energía que se encuentra a tu alrededor para salir de los pensamientos que te hacen sentir tan triste y agobiado impidiendote ver la infinidad de posibilidades que tienes en el mundo exterior.


2) Escucharnos:

Los pensamientos negativos que emitimos (algunas veces inconsientemente) en nuestra mente bloquea la vision del mundo exterior.

Nos mantiene estancados impidiéndonos avanzar y nos hace sentirnos desdichados.


3) No solucionemos nuestros defectos:

Continuamente nos sumergimos en una eterna busqueda tratando de encontrar la manera de hacer desaparecer defectos y ese tiempo perdido es casi imposible recuperarlo posteriormente.

Todo ser humano nace con virtudes y defectos, no podemos enfocar nuestras vidas en corregirlos y buscar una perfección que nunca encontraremos, debemos aceptarnos tal cual somos, lograr superarnos será el mayor logro y nos ayudara a encontrar ese camino que anelamos.

Publicado en Salud
Fuentes consultadas:
Mejorconsalud.com