Que los refrescos y bebidas carbonatadas no son un alimento saludable, no es ningún secreto.

Su consumo habitual provoca desagradables efectos en nuestro organismo, algunos tan increíble como los que pudimos ver en el artículo “Este hombre decidió tomar 10 Coca Colas al día durante un mes”.

Por suerte, con ciertos experimentos caseros, podemos comprobar como algunos refrescos afectan a nuestro organismo.

Algunas bebidas energéticas esconden ácidos y excitantes que en combinación con otros productos y alimentos de consumo diario pueden provocarnos una digestión complicada, como por ejemplo lo que ocurre cuando mezclamos leche y red bull.

Original: What Happens If You Mix Milk And Red Bull?

Publicado en Ciencia