Henri Herbert es un pianista profesional que decidió sentarse frente a un piano público de un aeropuerto para deleitar a los asistentes. Tiene un dominio de las teclas increible, y aun así, a su lado hay gente que prefiere escuchar la música en diferido de sus auriculares.

Publicado en Cultura y ocio