Si aun piensas que los perros y los gatos son enemigos naturales, tal vez debas ver esta entrañable serie de fotografías sobre dos cachorros rescatados.

La gente dice que es sencillo que estos animales se acepten si son criados a la vez, pero lo cierto es que, aunque tengan grandes diferencias de edad, perros y gatos pueden ser grandes amigos y compañeros de juego.

Si no me crees, solo tienes que ver lo bien que se llevan Keelo, un gran Golden Retriever y Koda un pequeño gatito. No te los pierdas, son muy entrañables.

Original: Kitten Growing up with Dog Best Friend

Publicado en Animales