La crisis y la necesidad agudizan el ingenio, aunque no siempre con los resultados esperados.

Mientras que los vendedores ajustan sus márgenes de beneficios para atraer nuevos clientes, las familias comparan precios en busca de la oferta perfecta para llegar a fin de mes.

Sin embargo, debemos estar alerta, pues en mitad de esta vorágine comercial proliferan los estafadores. Personas sin escrúpulos que no dudan de hacer dinero, a costa de tu seguridad.

El fraude de los neumáticos viejos

ruedas de coche viejas 1

Cambiar los neumáticos de nuestro vehículo supone una importante inversión, por lo que son muchos los conductores que se han aventurado en la búsqueda de neumáticos a precios de saldo.

Basta escribir “neumáticos baratos” en Google, para encontrar miles de resultados sobre productos de marca a precios muy convenientes.

Muchos de los talleres y tiendas no certificadas aseguran vender artículos de primera calidad, pero ¿cómo podemos descubrir que el producto recibido en casa está en buen estado?

ruedas de coche viejas 3

El problema de las ruedas es que no podemos saber a simple vista su estado. El caucho, al igual que la goma y otras siliconas no soporta bien el paso del tiempo. Y un neumático viejo tiende a desgastarse a mayor velocidad, lo que afecta a su uso y durabilidad.

Esa rebaja de precio, puede salirnos muy cara ya que debemos comprar otro par de ruedas antes, y en el peor de los casos si no sabemos su antigüedad, poner en peligro nuestra seguridad.

¿Es legal?

ruedas de coche viejas 2

La ley dice que el consumidor debes estar informado acerca de lo que compra, ya sea un neumático viejo, nuevo o de segunda mano. La regulación de la Dirección General de Tráfico, se refiere más a su estado y la profundidad de su dibujo, que a su antigüedad. Aunque si reconoce que, cuanto más moderno y menor uso tenga la rueda, más seguridad, a priori, debería dar.

ruedas de coche viejas 4

El problema viene cuando el taller o la página online nos vende a precio de nuevos, unos neumáticos viejos. Es aquí donde podría considerarse ilegal la venta, que no la rueda.

La Guardia Civil ha alertado de este fenómeno a través de su cuenta de Twitter, en la que en tono distendido y desenfadado nos informa sobre cómo reconocer la antigüedad de los neumáticos.

neumaticos guardia civil

“¿Vas a cambiar de neumáticos? Que no te cuelen unos viejos, este es de 2008”, así reza el tuit de la benemérita en el que adjunta una imagen de un neumático con el número 2208.

Esta numeración es en realidad un código DOT (Departament of Transportation) que nos permite descubrir la fecha de fabricación del neumático. En correspondencia, las dos primeras cifras indican la semana de fabricación y las dos últimas el año.

Revisa este código tras el cambio de neumáticos, y exige que coincidan con la compra que has realizado, ya fueran neumáticos nuevos o de segunda mano.

No es la primera vez que vemos timos relacionados con los neumáticos, como aquel video de trucaje de ruedas en las que con sencillas técnicas el estafador hacia pasar unas ruedas viejas por nuevas. 

Por ello, no te la juegues, ya compres neumáticos nuevos o de segunda mano, acude a talleres certificados y exige la máxima transparencia. 

Fuentes: muchoneumatico.com, motorpasion.com

Publicado en Miscelánea