Marina Castejón es una joven madrileña de 24 años que tiene epilepsia y un trastorno esquizoafectivo. La semana pasada asistió a un mitin político de Podemos, celebrado en el Parque Tierno Galván de Madrid, en el que, además de otros temas, se habló sobre la inclusión de las personas discapacitadas en la sociedad.

Durante el mitin, Marina sufrió una de sus crisis epilépticas dentro del recinto, repleto de gente, después de tener un pequeño altercado con otro de los asistentes. Nadie le ayudó.

Tendida en el suelo y completamente desesperada por la situación, la joven volvió a sufrir otro de sus ataques sin apenas tener tregua para recuperarse del primero. En esta ocasión, además de que nadie se dignó a tenderle una mano de nuevo, la gente incluso llegó a pasarle por encima.

Así pues, cuando Marina llegó a casa, decidió publicar un vídeo en su perfil de Facebook a modo de denuncia social, en el que aparece relatando su traumática experiencia.

La joven tacha en su denuncia de “inhumano” estar en una reunión política donde se están tratando temas sobre la discapacidad, y que la gente ni se detenga a ayudar a alguien que está sufriendo. Así nos lo cuenta:

Fuente: Marina Catejón

Publicado en Miscelánea