Laurent Lainé llegó de Francia en 1983 para abrir el Bleu Blanc Rouge, un restaurante único en su estilo e innovador en Sudamérica, 10 temporadas en Punta del Este y luego en Buenos Aires. 

Fue Chef de los mejores restaurantes de la ciudad porteña como Lola, La Rosa Negra, El Círculo de Armas y La Bourgogne en el Hotel Alvear. Precursor en eventos particulares y fiestas privadas, dedicó años a la enseñanza y consultoría en forma itinerante. 

En Francia trabajó en el Grand Hotel, Regin’s Club y en el legendario tren Orient Express. Actualmente está instalado en Punta del Este con El Franchute, única Table d’Hôtes en Uruguay.

No son todos los días que se tiene la posibilidad de disfrutar de un foie gras “de verdad” elaborado con hígados importados de Francia, o de la simplicidad y frescura de un huevo de codorniz cocotte. Si a ello se le suma que para ese disfrute no es necesario transitar más que unos pocos kilómetros y llegar a la apacible casa de alguien que se mueve como un verdadero maestro en la cocina – pero también en el salón – atendiendo a sus clientes, la fórmula es infalible.

Esa fue la experiencia que vivimos hace pocos días en El Franchute, un lugar en el que pudimos comprobar – in situ – que la filosofía del Chef Laurent Laine se puede resumir en 14 palabras: “Mi cocina es una cocina típica francesa y adaptada a los mejores productos locales”. Esto es algo que se ve reflejado en los vegetales que componen las frescas ensaladas, las sustanciosas sopas (degustamos la de brócoli, que nos resultó una verdadera delicia), la selección de los quesos, lo bien trabajado en los puntos de cocción de los pescados, y claro, en las carnes como la de pato (en este caso, importada, ya que “la calidad de los cortes es incomparable” de acuerdo al comentario del propio Franchute).

Además de la materia prima, Items importantes de este lugar son la calidéz del ambiente (despojado de ornamentos que distraigan) así como la selección de bodegas de primera línea que ofrecen sus mejores etiquetas. Entre ellas las uruguayas Bouza, Pisano, Pizzorno y Alto de La ballena, a las que se suma una interesante selección de vinos importados de las empresas Grand Cru y Surbalco.

Ahora, el fuerte más destacable del lugar son los platos bien equilibrados, que muestran la mejor cara de la cocina francesa honesta y de sabores puros, sin los “adornos” o la palabrería tan corriente que hoy en día es común de encontrar en tantas cocinas. 

Son años de trabajo y dedicación. Con una rica experiencia inicial trabajando en el Orient Express (tren que une varias localidades dentro de Europa) y llegado al Uruguay en el año 1982 con tan solo 20 años, Laurent abrió las puertas del célebre Bleu Blanc Rouge en la temporada del verano 82-83, local que trabajó hasta 1991. También pasó por prestigiosas cocinas en Buenos Aires, tal el caso de Lola, La Rosa Negra, El Circulo de Armas y La Bourgogne en el Hotel Alvear.

“Cuando llegamos a Punta del Este nos llamó mucho la atención que en los pocos restaurantes que habían sobre la costa, los mozos estaban vestidos de traje y moñita, de zapatos….” comenta Laurent, agregando que “nosotros innovamos en servicio, implementando el uso de remeras Lacoste y vestimenta atractiva…. cómoda para el personal de servicio”. 

Laurent e Isabelle abrieron las puertas de su casa (este restaurante, que anexa su residencia al lado) hace ya seis años, y entre las novedades que nos adelantaron están los planes de abrir muy en breve una casa gourmet que llamarán “El Franchute Boutique” en la que se podrá adquirir productos para llevar. Desde ensaladas, pasando por la infaltable mousse de hígados de ave, hasta la increíblemente sabrosa terrina de foie gras integrarán la lista de exquisiteces que ofrecerán en su nuevo local, el que estará emplazado en algún punto de Manantiales o José Ignacio.

En nuestro caso en particular pudimos disfrutar de un menú degustación en los que el plato fuerte fue un confit de pato excepcional, tan tierno que se podía comer prescindiendo de cuchillo, y acompañado de unas crocantes papas chips (fritas en grasa de pato, bien secas y condimentadas con un sutil toque de perejil y ajo). 

Es importante recalcar que el menú degustación tiene un precio muy conveniente ($ 1.050 sin bebidas) y que la casa no acepta tarjetas de crédito. La casa está abierta los 365 días del año (tanto al mediodía, como a la noche). No se sirven refrescos (gaseosas) y si agua mineral, jugos naturales, y claro está, muy buenos vinos. Para el aperitivo, muy recomendable el Kir Royal que el Chef prepara con espumante Brut y licor de crema de cassis francesa. 

La invitación queda hecha entonces para todo aquel que desee disfrutar de una cocina auténtica “a la francesa”, así que nada mejor que dejarlos con las palabras del propio Laurent: “Te esperamos para disfrutar de los mejores vinos y cocina de autor en un marco natural maravilloso… entre bosque, campo y mar”

Vías de contacto / Reservas: Tel. (+598) 42 775677

Publicado en Cultura y ocio
Fuentes consultadas:
http://www.subrayado.com.uy/show/noticias/64133/sergio-puglia-lucia-soria-y-laurent-laine-seran-los-jurados-de-masterchef-uruguay
http://www.vinoybebidas.com/home/index.php?option=com_content&view=article&id=91:el-franchute-cocina-tipica-francesa-en-punta&catid=4:recomendados&Itemid=14