Los niños pequeños, como parte de su aprendizaje y desarrollo, necesitan explorar. A partir de los 6 meses, el pequeño comenzará a interesarse especialmente en todo lo que le rodea e intentará alcanzarlo. Cuando los niños no puedan acceder a determinados objetos, intentarán llegar a ellos como sea.

El proceso de gatear y caminar es en realidad muy complejo. Los bebés lo necesitan para desarrollar los músculos de los brazos y las piernas, así como para obtener la coordinación adecuada. Una vez que los bebés pueden soportar su peso, son capaces de llegar a los objetos que antes estaban fuera de su alcance usando apoyos, o moviendo elementos que les sirvan como tal.

El encanto aventurero que tienen los bebés es importante, pero también puede ser un peligro. Esta sencilla medida de seguridad debería llevarse en todas las casas con niños pequeños.

Original: U.S. Custommers Products Safety Commission via wimp

Publicado en Miscelánea